Sáb19082017

Ultima Actualizacion12:21:14 PM

jasminaJasmina asumirá la defensa de las mujeres abandonadas con niños Jasmina transmite en vivo y le hace un...
san-cristobalChinandeganos permanecen en estado de alerta El Volcán San Cristóbal ha estado expulsando cenizas...
empresa-privadaRemesas Xpress te acerca a los tuyos   Las señoras Sheyka Shakira Miranda López de Bluefields;...
bluefields Gran incendio en este momento en Blufields El incendio resulta incontrolable hasta este instante...
partido-social-cristianoEl FSLN co-gobernará con la oposición Nicaragua necesita una reingeniería política, afirma el...

RUBÉN DARÍO PERIODISTA

Homenaje a Rubén Darío al aproximarse el Día Nacional del Periodista

Banner Dario

 •    Rubén Darío fue un gran poeta, un gran escritor y un gran periodista

Por: Freddy Rostrán A.

El Arquitecto Martín Katz Darío ha dicho que el gran poeta fue “El google de su tiempo”. Realmente es asombrosa la cantidad de información y de documentación que el Gran Poeta manejaba sobre todos los temas de su tiempo.

En el Diario La Nación de Argentina, que a fines del siglo XIX y principios del siglo XX era el periódico más importante de América Latina, no había duda quien debía escribir una noticia cuando se trataba de un tema especializado. Ahí estaba Rubén Darío.

Gran parte de su obra en prosa nos brinda un testimonio de la labor ejercida por Rubén Darío como periodista.

Al aproximarse el 1 de Marzo, Día Nacional del Periodista, DiarioNica les presenta el Reportaje Multimedia “Rubén Darío Periodista”, que preparó en ocasión del 150 aniversario del nacimiento del Genio.

ScreenShot Reportaje M

 

_____________________________________________________________

GUILLERMO TREMINIO

Martes, 24 de Mayo de 2016

LA PIEDRA DURA

•    DARIO: "Y MÁS LA PIEDRA DURA PORQUE ÉSA YA NO SIENTE"

Piedra Dura

 

José Guatanabe: Las piedras desde lápidas hasta ésa última piedra "oronda, soberbia, inerte.

Ernesto Cardenal: La tierra, o la piedra, que es lo mismo… pero no, nada de piedra dura, sí estás sintiendo.

Para tratar de entender uno de los grandes poemas de Rubén Darío, Lo Fatal, traigo el pensamiento de dos grandes poetas de nuestro tiempo: José Watanabe, peruano de cultura japonesa. Ernesto Cardenal, nicaragüense, político, poeta, religioso, y como creyente, nos da su parecer acerca de la "piedra dura porque esa ya no siente".

Rubén Darío No nos lleva a las profundidades basadas en la razón en uno de sus poemas "Lo Fatal", sino que nos sumerge en lo sobrenatural para tratar de darnos una explicación que resulte razonable o explicable…pero que al mismo tiempo es contradictoria, por las causas y efectos, porque "el árbol que es apenas sensitivo… para el poeta… nos lleva a lo inverosímil para explicar "su dolor o su angustia.  

En todo caso… la realidad: "el árbol y la piedra" – el árbol- que es apenas sensitivo … -y – la piedra dura, son irrealidades físicas pero que Darío admite lo contradictorio, para enfocarnos en una realidad que es totalmente admisible en su angustia o dolor.

"No hay dolor más grande…
que el dolor de ser vivo,
ni mayor pesadumbre que la vida consiente".

Rubén Darío versificó así en:
LO FATAL: Dichoso el árbol, que es apenas sensitivo,
y más la piedra dura porque ésa ya no siente,
pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo
ni mayor pesadumbre que la vida consciente.
Ser, y no saber nada, y ser sin rumbo cierto,
y el temor de haber sido y un futuro terror...
¡Y el espanto seguro de estar mañana muerto,
y sufrir por la vida y por la sombra y por lo que no conocemos y apenas sospechamos,
y la carne que tienta con sus frescos racimos,
y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos
y no saber adónde vamos,
ni de dónde venimos!...

… para Watanabe la piedra, inorgánica e inmóvil, representa lo opuesto y complementario de lo humano: "La piedra te pide silencio. Hay tanto ruido / de palabras gesticulantes y arrogantes...", dice el poeta, señalando algunos de los valores simbólicos de las piedras.
Sin negar que algunas veces resultan un tanto enfáticos y efectistas, estos versos finales de Watanabe, son los que marcan la evolución de las piedras desde lápidas hasta esa última piedra "oronda, soberbia, inorgánica, piedra"…

Watanabe nos dice en su Jardín Japonés:

La piedra
entre la blanca arena rastrillada
no fue traída por la violenta naturaleza.
Fue escogida por el espíritu
de un hombre callado
y colocada,
no en el centro del jardín,
sino desplazada hacia el Este
también por su espíritu.

No más alta que tu rodilla,
la piedra te pide silencio. Hay tanto ruido
de palabras gesticulantes y arrogantes
que pugnan por representar
sin majestad
las equivocaciones del mundo.

Tú mira la piedra y aprende: ella,
con humildad y discreción,
en la luz flotante de la tarde,
representa una montaña.
 
Ernesto Cardenal, si leen con cuidado, notarán que escribe sobre ‘la piedra dura" de Rubén, trayendo a colación los versos sobre Lo Fatal, y le lanza puñados de "oro" sobre la poesía del modernísimo poeta peruano, para decirle "Y ahora estás muerto estás sintiendo".

Nos aparece un Cardenal versificando sobre el Pluriverso, agigantado, olvidando su estatus de estrella para convertirse en algo como una piedra viva en la oquedad del cosmos…. En un agujero negro de espantosa inconsciencia… pero sin derechos, inertes o espirituales en la inmensidad del universo. Y la dice a Watanabe:

José Watanabe muere el 25 de Abril del 2007

Y ahora que estás muerto:

Es estar digamos como la tierra, o la piedra, que es lo mismo,
«la piedra dura porque esa ya no siente».
Pero no, nada de piedra dura,
sí estás sintiendo,
más allá de la velocidad de la luz
del final del espacio que es el tiempo,
totalmente consciente,
dentro de la conciencia
vivicísima
de todo lo existente.

Lo vivacísima es el Canto Cósmico de Ernesto Cardenal.  Ernesto pasa de explicar los de la piedra dura a Watanabe, para caer en otro abismo del mismo poema Lo Fatal....
 
"¡y no saber adónde vamos,
ni de dónde venimos!...

Entiendo por religión, que los muertos tienen vida en sus estatus, y que están conscientes en la eternidad que es el tiempo de Dios, como ciudadanos del universo. No olvidemos que José Watanabe es de una cultura cuasi tribal y de ascendencia japonesa, pero  Darío, cómo pudo haber escrito "y no saber adónde vamos, ni de dónde venimos!... si fue Monge trapense y escribió "Las lágrimas del Papa. Pero bueno… esa es otra de las incógnitas de La Fatal.

Un alumno mío de religión, escribió:

Rubén manifiesta, sin ningún temor y sin que quepa duda alguna, su ateísmo militante: "¡y no saber adónde vamos,
ni de dónde venimos!...", en estas dos frases queda claro que Darío niega por completo la existencia de Dios, ya que no dudaría ni un instante en confiar en un futuro vivo y consciente después de la muerte, y pondría toda su fe en esa afirmación Bíblica.

El autor es graduado en Teología y Hermanéutica. Fundador de los Institutos Bíblicos: IBM, ITC.
Charlista –bíblico- predicador y maestro. Periodista para revistas cristianas y DiarioNica.

 

 

_______________________________________________________

RUBÉN DARÍO

Sábado, 23 de Enero de 2016

Darío difícil de traducir

 RDario España

RUBEN DARIO ES MUY DIFICIL DE TRADUCIR: GABRIEL GARCIA MARQUEZ

Por: José Antonio Luna

En los últimos meses se ha estado hablando de un Rubén Darío (Metapa 1867-Leon 1916) desconocido. Se ha escrito sobre  un Rubén relegado y hasta de un Darío sin vigencia. Se ha dicho que es poco conocido en otros idiomas, pero sin mencionar las posibles causas de esta curiosidad literaria.

Al respecto de esta-supuesta-poca vigencia de Darío, creo  que es al contrario de esta afirmación negativa. Darío es tan  conocido como Quevedo, Góngora y Cervantes, aunque  no es traducido a otros idiomas especialmente al inglés  por lo difícil que es trasladar la sonoridad de sus versos y sus párrafos cargados de simbolismo a un idioma  tan simple y monocorde como es la lengua anglosajona. Y  para que un autor sea  reconocido mundialmente debe estar  traducido al inglés, así de simple.

En los  círculos literarios Darío es conocido y su obra analizada  por los académicos, aunque su obra poética mayormente no ha sido traducida como otros autores porque como dijo Gabriel García Márquez, (1927-2014) no cualquiera se ha atrevido a traducirlo. Esta es la gran paradoja de Darío. Es un creador que no ha sido popularizado por falta de una manera efectiva de traducirlo e interpretarlo.

Gabriel García Márquez es uno de los pocos personajes de la literatura que han hablado del problema de traducción del español al inglés y  otros idiomas.

El nobel de literatura, quien también enfrento este  problemas de traducción con algunos de sus libros, no permitió que su Cien años de Soledad fuera llevado al cine porque no quedo nunca satisfecho con el guion que escribieron de su novela porque era muy complicasdo traducir las imágenes de sus personajes en palabras y menos en inglés para el cine comercial.

Como ejemplo de este problema de traducción que enfrenta Darío y sintió en carne propia, Gabo, quiero referirme a la película  Memorias de mis putas tristes, trabajo cinematográfico estrenado dos años antes de la muerte del nobel y varios años después de la publicación de la novela. El film resultó deficiente, poco revelador del mensaje del escritor, lógicamente cuando se ha leído la novela y se entiende el humor colombiano y su idiosincrasia de inmediato uno se da cuenta que hay un problema de traducción e interpretación.

Memorias de mis putas tristes con un guion mediocre convirtió a la película en una obra sin pena ni gloria aunque los actores fueron excelentes. Especialmente la actuación de la actriz Geraldine Chaplin.

Gabo quien considera a los poetas los bendecidos de los dioses, antes de escribir novelas fue un lector obsesivo de poesía y lógicamente de Rubén Darío.

Gabriel García Márquez, jamás se apartó de la poesía; la que sirvió para encontrar su vocación de escritor. El nobel de literatura 1982 siempre tuvo a los poetas y los versos como recurso sublime de su producción literaria. Evocaba  a Homero, Rubén Darío, Pablo Neruda.

Y esta inconsciente dependencia de la poesía  lo hizo pedir un brindis por la poesía en el banquete que los Reyes de Suecia ofrecieron a los premios nobeles en diciembre de 1982. (García Márquez, Gabriel, Yo no vengo a decir un discurso, Ventage en Español, 2010).

Y confesó ante los nobeles y los reyes que “en cada línea que escribe trato siempre, con mayor o menor fortuna, de invocar los espíritus esquivos de la poesía, y trato de dejar en cada palabra testimonio de mi devoción por sus virtudes y adivinación y por sus permanente victoria contra los sordos poderes de la muerte”.

Y para reiterar la importancia de la poesía en su obra en la parte final de su corto y sustancioso discurso dijo: “El premio que acabo de recibir –el nobel de literatura-lo entiendo, con toda humildad, como la consoladora revelación de que mi intento no ha sido en vano. Es por eso que invite a todos ustedes a brindar por lo que el gran poeta de nuestra América, Luis Cardoza y Aragón, ha definido como la única prueba de la existencia del hombre: LA POESIA”.

En El olor de la guayaba, conversaciones con Plinio Apuleyo Mendoza, Editorial Bruguera 1982, Gabriel García Márquez, se refiere a Rubén Darío como uno de los poetas que lo influenció durante sus años juveniles. García Márquez fue un ávido lector de poesía y hasta escribió poesía en su etapa de formación.

“El Olor de la guayaba” es el libro más revelador de la vida y formación literaria de García Márquez. En las conversaciones con Plinio Apuleyo habla sin reservas sobre su niñez, familia,  su entorno, sus autores preferidos, su carrera de periodista, sus fracasos. Cuando salió el libro  habían pasado 15 años de la publicación de  Cien años de Soledad  y nadie consideraba al novelista candidato al nobel de literatura.

Inclusive en 1980 García Márquez había escrito una larga crónica sobre el nobel de literatura y todos los entretelones que suceden antes de que los académicos decidan conceder el galardón a algún escritor.

En el Olor de la Guayaba García Márquez devela ante el mundo la influencia de Rubén Darío que resulto vital para convertirse en el padre del realismo mágico.

A una  pregunta de Plinio Apuleyo acerca de que autores lo influenciaron García Márquez, después de contar su afición por la poesía antes de abrazar a la novela, confiesa la importancia de Rubén Darío en una de sus mejores obras.

PAM- ¿En cuál de tus libros crees que se observa más tu formación poética?
GABO- Quizás en El Otoño del patriarca.
PAM- Que tú has definido como un poema en prosa.
GABO- Que yo trabaje como si fuera un poema en prosa. ¿Te han dado cuenta de que allí hay versos enteros de Rubén Darío?
El Otoño del patriarca está lleno  de guiños a los conocedores de Rubén Darío. Inclusive él es un personaje del libro. Y hay un verso suyo, citado al descuido; un poema suyo en prosa, que dice: “Había una cifra en tu blanco pañuelo, roja cifra de un nombre que era el tuyo, mi dueño”.
Con el correr del tiempo y ya famoso, García Márquez siguió refiriéndose a Rubén Darío como uno de las grandes influencias literarias.
En el mismo “Olor de la guayaba” el novelista habla de la biblia como un libro fantástico, que -no es coincidencia-fue uno de los libros inspiradores de Darío, quien la  tenía  entre las obras de cabecera.
Fue después de leer La Metamorfosis de Kafka que García Márquez decide dedicarse a leer sin cansancio y convertirse en novelista. “Fue entonces cuando la novela empezó a interesarme. Cuando decido leer todas las novelas importantes que se hubiesen escrito desde el comienzo de la Humanidad”.
PAM-¿Todas?
-Todas, empezando por la Biblia, que es un libro cojonudo donde pasan cosas fantásticas. Deje inclusive mi carrera de Derecho, y me dedique solamente a leer novelas. A leer novelas y a escribir”.

Aunque en numerosos  libros donde se hace referencia a la vida y obra de Gabriel García Márquez en varios de estos hay  reiteradas referencias a la influencia de Rubén Darío en su  formación literari pero son pocas las referencias a una de las causas de ¿Por qué? Darío es poco traducido.
 
En una entrevista publicada  en 1977 El Manifiesto  y reproducido y traducido al inglés por Gene H Bell-Villada en su libro –Conversations with Gabriel García Márquez- hay una mención directa a una de las versiones polémicas sobre ?Por qué? Rubén Darío no ha sido muy traducido al idioma inglés.

Comentando sobre  su novela El  Otoño del patriarca, García Márquez explicaba lo difícil que es traducir ciertos términos y oraciones del español al inglés.

El Manifiesto  le pregunta a Gabo: En ¿cuál de sus libros están reflejadas sus experiencias personales?  Gabo le responde que es difícil decírselo específicamente y que  otro día se podrían ponerse a leer juntos sus libros para descubrir estos detalles personales.

El entrevistador agrega: Acerca  de Rubén Darío por ejemplo…

GABO: Si, Bueno Rubén  Darío es el poeta de este tiempo. En esta era de los libros. Sabes, es triste las dificultades que han tenido  los traductores con él. Por esto es que no ha sido traducido como el gran poeta que es. No es conocido en muchos lugares por lo difícil que es traducirlo  y hay otros problemas de su obra que ponen es aprietos a los traductores. Como es el caso del Otoño del patriarca que pone locos a los traductores…

Invierno de 2016
Año del centenario
Dariano

 

 

 

____________________________________________________________

RUBÉN

Lunes 30 de Noviembre de 2015

Darío: ilustre prócer cultural

 Manuel A Buitrago y Higo V Astacio

Hugo J. Vélez Astacio

Con satisfacción he leído en El Nuevo Diario del pasado 9 de noviembre, un sobrio y ponderado artículo “Por el arte y la cultura”, de mi buen y culto amigo don Manuel Aragón Buitrago. En el mismo, él apela a los darianos tener en cuenta la ética y la moral al escribir sobre el Poeta, y procurar presentarlo de manera integral; no presentarlo resaltando únicamente su grandeza, -que es sumamente grande y le ha permitido, digo yo, estar en el alto pedestal que la historia le tiene asignado como clásico de la literatura-, sino también indicar las ambivalencias y aspectos que no le beneficiaron en su dramática vida.

Hace unos días tuve la oportunidad  de darle un abrazo reconociéndole ser buen roble de antaño. Roble preciado que piensa y reflexiona, tan escaso en estos tiempos en que predomina la devastación del saber. Un abrazo muy sentido, mientras hacíamos espera ser atendidos a quienes por los años y de reflexiones ante la vida, la nieve cubre la testa. Para el recuerdo guardo con aprecio la impresión fotográfica de ese grato encuentro, que nos permitió conversar sobre literatura e historia, y ponernos al día sobre la producción mutua, haciendo énfasis sobre su ensayo “Darío Versus Emilio Zola”, a propósito que Rubén menosprecio  los Rougon-Macquart de Emilio Zola al no ser apropiado y no contribuir al mejor pensamiento y a la literatura.

Y es que Darío le caracterizo ser sincero, y habiéndole parecido que Zola se había equivocado, en cuanto a  Rougon-Macquart, así lo hizo saber. La sinceridad ante todo, como una forma de la verdad con que se hizo acompañar. Olvida don Manuel, la opinión laudatoria que ante el fallecimiento y después de su asistencia a su funeral, nuestro Rubén invocando la “personalidad rectilínea y valiente” del pensador y artista, de grande capacidad creadora con prevalecimiento de bondad y fraternidad humana, Darío le reconocía a Zola; admirándole por ver en él a un “hombre y escritor valiente a imitar, por ser un genio creador de obra robusta y fecunda servidor de la verdad, que creía en la perfectibilidad de la maquina social”

Darío reconoció que Zola, era creador de “paginas admirables en las pesadumbres de los intelectuales tan profundamente manifestadas y tan sinceramente sentidas”. Darío manifestó que Zola era todo “un ejemplo de valor moral”, mostrando una actitud sobre el caso Dreufus de gran valentía, enfrentándolo como buen Quijote. Su nombre fue bandera, signo de lo justo, verdadero y lo bueno, en donde “sus palabras han sido alimento de pueblo”.

Bien lo afirmo don Alfonso Ayón en 1902; cuando un dariano escribe sobre Rubén, no toma la pluma para censurarlo, sino para expresar su admiración. Se impone la virtud del genio, su altísimo valor y la grandiosidad de la originalidad que le distinguió como escritor y poeta en prosa y verso, en los que reflejo con arte y belleza las olímpicas e irradiaciones del pensamiento moderno. Decía don Alfonso: “Si se quiere retratar íntegramente la compleja personalidad intelectual y poética de Rubén Darío, con todas sus luces y sus sombras, con toda la simultanea multiplicidad de fases que presenta, con todo el extraño conjunto de sus cualidades y aptitudes, algunas de las cuales parecen entre si antagónicas, es preciso componer un libro”, y no alcanzando él a dar a conocer en “su completa y extraordinaria grandeza”, no quiso “incurrir en la vulgar injusticia de aplicar a obras como las de Darío el procedimiento de esa crítica bisoja (de ver desviado) y de mala fe”… “No: al pasar por delante del poeta, no me empinare para arrojar mi puñado de escoria sobre su frente soberana”.

La reflexión de don Manuel, es válida y acertada. “Es dañoso el cliché verbal”. Darío mismo fue enfático y el primero en advertirlo como censurarlo. Pero por igual se hace necesario decir, que es peor y dañino, esos “escritores” que haciéndose pasar por contribuir en que se conozca a Darío integralmente, enfatizan la manipulación en los aspectos de su vida privada y asuntos literarios ya superados y aclarados, atentando contra su obra, su vida y su personalidad.

A un centenario del fallecimiento de Darío, su obra está vigente. Su vitalidad creadora marcó un antes y un después en la lengua hispana. Bien lo dijo Octavio Paz, que “Darío es el fundador de un nuevo impulso al idioma”, con predominio cosmopolita al ser americano de España y español de América.

Los homenajes y celebración, a cien años de su muerte física, lejos de saturar el conocimiento de la magna obra de Darío, que es vasta y vigente, pero desconocida por muchos, se impone como un justo reconocimiento al más grande hombre que Nicaragua ha dado al mundo.

 

________________________________________________________

Viernes, 20 de Noviembre de 2015

COLOMBIA SE UNE A LAS CONMEMORACIONES DEL CENTENARIO DARIANO
Horacio Peña 5

Por: Horacio Peña
 
Lo que la política  y las ambiciones personales de los llamados dirigentes o líderes políticos, presidentes, falsos presidentes, dictadores, disfrazados como demócratas, han hecho con los países latinoamericanos, la división  de la unidad latinoamericana, republicas convertidas en haciendas personales, división del pueblo, Rubén Darío lo está  llevando a cabo: la unión de todos esos países a través de su poesía, faro luminoso que ilumina las tinieblas de América Latina. Ahora es Colombia que se une a  las ínclitas razas para celebrar el centenario, de una muerte, que da vida a los pueblos y a la historia de Latinoamérica,   muerte que señala un futuro que habrá de realizarse cuando las ambiciones de los politiqueros lleguen a su fin.
 
La   Pontificia  Universidad Javeriana ha nombrado coordinador general de todos los actos darianos al doctor y profesor Alberto Bernal. Alberto Bernal desempeña la catedra de Literatura  Europea Medieval en la Pontificia  Universidad Javeriana en Bogotá, y no es un desconocido en Nicaragua. La literatura nicaragüense no es ajena a las inquietudes y conocimientos de Bernal.

Vivió en Managua de diciembre de 1967 a diciembre de 1972, y ahí conoció al poeta Pablo Antonio, volviéndose grandes amigos, conversando sobre la poesía nicaragüense, y Darío.
 
Ahora le ha   sido encomendada  la organización de los actos del Centenario, actos que llevaran por toda  Colombia, la potente voz de Darío, que nos sigue convocando a la unión, a unirnos en  espíritu y ansias y lengua. La misión de celebrar  el Centenario,  en Colombia, no puede estar en mejores manos, que en las de Alberto Bernal.
 
Este nombramiento de Bernal  me ha llevado a buscar en algunos de mis libros, las relaciones de Rubén Darío, con el paisaje, la historia, la gente de Colombia, las relaciones de ese  poeta que iba, va  por el mundo, lleno de sueños y de leyendas.
 
El nombramiento de Darío como cónsul de Colombia en Buenos Aires, está bien documentado. En “Repertorio dariano 2010”, Julio Valle Castillo en “R.D: Cronología básica”, nos da la siguiente información: “1892. En noviembre regresa, con escala en La Habana y en Cartagena de Indias donde visita a Rafael Núñez que le promete un consulado en Buenos Aires.” 1895 Muere en El Salvador su madre, Rosa Sarmiento (3-V) y a la muerte de Rafael Núñez se le comunica la supresión del Consulado colombiano. “(páginas 18 y 19) y Guillermo Gómez Brenes en su libro “Puntos y comas en la biografía de Rubén Darío”,  cita una carta de Rubén enviada desde Villa “El Terrero”, Palma de Mallorca, con fecha 18 de febrero de 1907, a su amigo Jorge Holguín, en Colombia, que dice textualmente: “Yo pude alejarme de mi país, gracias a la bondad del Dr. Núñez que, desde El Cabrero, consiguió para mí el Consulado General de Colombia en Buenos Aires.” Gómez Brenes tiene un capitulo enteramente dedicado a Rubén y a su nombramiento como cónsul de Colombia en Buenos Aires.

En la página 97, leemos:
 
Rubén, espera en Nicaragua noticias del gobierno colombiano,
tal se lo aconseja su amigo el ex Presidente de Colombia

Dr. Rafael Núñez.
 
Y añade  Gómez Brenes:
 
En Colombia, mediante Decreto número 770, de 17 de abril de 1893,
el Vicepresidente de la Republica, poeta Miguel Antonio Caro,
Presidente en funciones, nombra a Rubén Darío Cónsul General
de Colombia en Buenos Aires, Argentina, con el sueldo anual de
                                                                                $ 2.400.00
 
Rubén, que casi toda su vida paso cantando la canción del oro, sin recibirlo, sin tocarlo, recibe una grata sorpresa económica, una gran sorpresa argéntea, con su nombramiento. Rubén nos cuenta en su “Autobiografía”:
 
                                                                                No solamente se me entrego mi nombramiento, y mi Carta Patente
                                                                                Correspondiente, sino una buena suma de sueldos adelantados. En seguida
                                                                                tome el vapor para Nueva York.” (En ruta New York, Paris, Buenos Aires).
 
Y el autor nicaragüense Gilberto Bergman Padilla, en su libro “Darío Diplomático”, también hace referencia a  ese dinero,
que Rubén buscaba siempre y siempre se le iba de las  manos,  por una razón u otra, o cuando lo tenía, no le duraba mucho,  escribe
Bergman Padilla:
 
                                                                                Producido el nombramiento sugerido por Rafael Núñez, Darío recibe la
                                                                                mayor sorpresa económica de su vida: le entregan por sueldos  adelantados
                                                                                todos los de un ano, es decir $2.400.00 y otros $2.800.00 para gastos
                                                                               de instalación y traslado. Darío recibe esta enorme suma en Panamá, donde
                                                                                estaba aguardándola, sin sospechar su monto”  (citado por Gómez Brenes,
                                                                                Páginas 98 Y 99).
 
Y nosotros añadimos: una de las pocas veces en que Rubén no solo canta el oro, sino que lo tiene.
A medida que el lector o lectora, ha ido o leyenda estas relaciones de Rubén Darío con Colombia,  habrá ido recordando, el poema
de Darío : Colombia:
 
                                                                                Colombia es una tierra de leones;
                                                                                el esplendor del cielo es su oriflama;                       
                                                                                tiene un trueno perenne; el Tequendama,
                                                                                y un Olimpo divino: sus canciones.
 
Y las relaciones de Darío con  José María Vargas Vila.
 
“En la muerte de Rafael Núñez”,  otra vez,  Rubén vuelve a ese  insondable universo: muerte-vida, vida-muerte:
 
                                                                                (Cisnes) II: En la muerte de Rafael Núñez
 
                                                                                El pensador llego a la barca negra;
                                                                                y le vieron hundirse
                                                                                en las brumas del lago del  Misterio
                                                                                los ojos de los Cisnes.
 
                                                                                Su manto de poeta
                                                                                reconocieron los ilustres lises
                                                                                y el laurel y la espina entremezclados
                                                                                sobre la frente triste.
 
                                                                                A lo lejos alzabanse los muros
                                                                                de la ciudad teológica, en que vive
                                                                                la sempiterna Paz. La negra barca
                                                                              llego a la ansiada costa, y el sublime
                                                                             espíritu gozo la suma gracia;
                                                                                Y   oh Montaigne! Núñez vio la cruz erguirse,
                                                                                y hallo al pie de la sacra Vencedora
                                                                                el helado cadáver de la Esfinge.

 

_____________________________________________________

Martes, 10 de Noviembre de 2015

En los nuevos billetes ya no viene la efigie de Rubén Darío

•    EN NICARAGUA SACAN A RUBÉN DARÍO Y EN COLOMBIA INCLUYEN A GABO

Dibujo Ruben D    Papel Moneda

Por: José Antonio Luna

Cuando leí el informe de Octubre pasado del Banco Central de Nicaragua, BCN, anunciando la emisión de nuevos billetes pensé que en algún billete seria impresa el rostro de Rubén Darío (Metapa, 1867-Leon, 1916), pero para mi sorpresa el padre del modernismo no aparecerá en ninguno de los billetes pese a que estamos a pocos meses del centenario de su muerte.   

Lo lógico era que en algún billete se imprimiera la efigie de Rubén Darío como homenaje lógico su centenario. Pero la realidad es que se ha excluido  del papel moneda a  Rubén.

Para los estudiosos de Rubén Darío, la colección de billetes de Rubén no debe acabar. El gobierno de Ortega desde 2011 no imprime papel moneda con la imagen del personaje  más ilustre de Nicaragua.

Todos los gobiernos desde el los Somoza hasta el de Enrique Bolanos respetaron al poeta y lo incluían en los billetes. En el informe del Banco Central se detalla que en “una muestra de la colección numismática del Banco Central, 15 billetes que desde 1945 hasta 2009 tienen impreso el rostro de Rubén Darío. La denominación de 500 córdobas fue emitida en los años de 1945, 1962, 1972, dos emisiones en 1979 y dos más en 1985. La denominación de 100 mil córdobas circuló en 1985 y la de 100 córdobas se dio en los años de 1990, 1992, 1997, 1999, 2006 y 2009”.

Después de  saber que el rostro de Rubén ya no aparecería en el billete de a cien córdobas  me convencí del descuido en que tiene el gobierno de Nicaragua a la figura más importante de los nicaragüenses. Cuando deje de circular el último billete de 100 córdobas, Rubén Darío dejara vender la imagen de “su Nicaragua natal”.

Es insólito sacar al padre del modernismo de los billetes de 100 córdobas.

Eliminar como por  arte de magia  a Rubén Darío del anverso del billete de a 100 córdobas, a pocas meses del centenario de su muerte y a un año de los 150 años de su nacimiento es inaceptable.

Tengo la impresión de que los ejecutivos del Banco Central con el interés de innovar y darle divulgación a lugares históricos y turistas se olvidaron de la relevancia histórica, turística y cultural de Rubén Darío como personaje emblemático de Nicaragua y el mundo. Me parece un error garrafal  sacar a Darío del papel moneda un  error que necesita enmendarse de inmediato.

Porque es posible rectificar y reeditar el billete de a 100  solamente.

Los billetes nuevos de 100 que ya están en circulación no traen a Rubén Darío pensativo, sosteniendo su barbilla con su mano izquierda que caracterizaba al billete azul que era identificado plenamente por la efigie del padre del modernismo y orgullo de los nicaragüenses. Alguna gente para no decir tengo un billete de a cien decía: Tengo un Darío.

¿Por qué se eliminó a Rubén Darío? del papel moneda.

A ver qué pasa o que explicación da el Barco Central al respecto.

Pero Nicaragua sigue siendo el país de las maravillas donde el plomo flota y el corcho se hunde.

GABO EN TODOS LOS BILLETES DE COLOMBIA

Por el contrario en Colombia, el gobierno está declarando al escritor Gabriel García Márquez hijo predilecto de  Aracataca, héroe de todos los colombianos.

“El Congreso colombiano le ordenó este martes al Banco de la República colocar la figura del escritor Gabriel García Márquez en los próximos billetes o monedas que el Emisor imprima. También le entregó una serie de tareas a distintos ministerios y entidades oficiales para que así la nación rinda tributo al Premio Nobel Colombiano, quien falleció en Ciudad México el 17 de abril de 2014”. Y su rostro aparece en billetes y otros artículos emblemáticos colombianos.

Para Rubén Darío es lo contrario, su gobierno lo relega y lo saque del uno de los medios más importantes de publicidad de una nación como es la moneda.  Mientras otros países se preparan a celebrar con bombos y platicos y con  renombrados intelectuales su centenario el próximo año 2016

La alegría de hace semanas con el informe  del Banco Central de Colombia anunciando que el billete de 50 mil pesos llevaría  la efigie de Gabriel García Márquez tiene sabor agridulce.

Gabo aparece ya en el billete de la segundo de más alta denominación después del nuevo de 100,000 mil pesos.  Gabriel García Márquez, la figura más emblemática de los Colombianos está recibiendo el mérito que merece porque es icono de la cultura mundial al igual que Rubén Darío. La diferencia es que a Rubén Darío lo relegan.

Nicaragua definitivamente que sigue siendo el país de las maravillas.

Tampa, Florida, Noviembre 2015

 

_____________________________________________________

PÍLDORAS DARIANAS

Miércoles, 21 de Octubre de 2015

RUBÉN DARÍO CON OSCAR WILDE

Ruben Dario UniformeOscar Wilde 

Por: José Antonio Luna

A pocos meses del Centenario Mundial Dariano a celebrarse en Miami, Florida en Febrero de 2015-Movimiento Mundial Dariano, MMD de Miami.

Uno de los ensayos geniales que dejó Rubén Darío ( Metapa 1867-Leon 1916) para la historia, es el que escribió con motivo de la muerte del novelista, dramaturgo  y poeta irlandés Oscar Wilde( Dublín, 1854-Paris 1900) quien después de ser juzgado, encarcelado y empobrecido murió en la miseria en Paris durante  la etapa parisina del bardo Nicaragüense.
Relata Darío en su autobiografía que había conocido al autor de  la famosa obra “El retrato de Dorian Gray” en un bar llamado Calisaya, cuando departía con su amigo Guatemalteco Enrique Gómez Carrillo quien era muy amigo del poeta irlandés que había asumido una nueva identidad en Francia para liberarse de la ignominia y el desprecio.

Dice Darío: Carrillo y su amigo Ernesto Lajeunesse me presentaron allí-en el bar- a un caballero un tanto robusto, afeitado, con algo de abacial, muy fino de trato y que hablaba el francés con marcado acento de ultramancha. Era el gran poeta desgraciado Oscar Wilde. Rara vez he encontrado una distinción mayor, una cultura más elegante y una urbanidad más gentil. Hacía poco que había salido de la prisión. Sus viejos amigos que le habían adulado y mimado en tiempo de riqueza y de triunfo, no le hacían caso”. 

En su libro Peregrinaciones-Paris 1901, bajo el título “Purificaciones de la piedad” Darío incluyó su texto que había publicado en diciembre de 1900 meses después de la muerte de Wilde.

Comenzó Darío su magistral reseña evocando un cuento de Tolstoi sobre un perro muerto en la calle… para finalmente entrar en los detalles conmovedores sobre la muerte, y crucifixión del gran Oscar Wilde.

Los siguientes son fragmentos del genial texto de Darío.

“Un hombre acaba de morir, un verdadero grande poeta, que pasó los últimos años de su existencia, cortada de repente, en el dolor, en la afrenta, y que ha querido irse del mundo al estar a las puertas de la miseria. Este hombre, este poeta, dotado de maravillosos dones de arte, ha tenido en su corta vida sobre la tierra los mayores triunfos que un artista pueda desear, y las más horribles desgracias que un espíritu puede resistir. Inglaterra y los Estados Unidos le vieron victorioso, ganando enormes cantidades con sus escritos y piezas teatrales ; la fashion fue suya durante un tiempo ; el renombre y la posición de que hoy disfruta Rudyard Kipling son tan solo comparables a la posición y al renombre que aquél tuvo en todo el english speaking world: las damas llevaban en sus trajes sus colores preferidos, los jóvenes poetas seguían sus prosas y sus versos; la aristocracia se encantaba con su presencia en los más elegantes salones; en Londres salía a dar una conferencia, en un teatro, con un cigarrillo encendido, y eso se encontraba de un gusto supremo; y en París comía en casa de la princesa de Polignac y eran sus amigos Anatole France, Marcel Schwob, y otros admiradores de su literatura…

¡Y luego vino algo peor! La cobardía de sus amigos y colegas, que olvidando toda piedad, se alejaron en absoluto de él, como de un leproso, no le llevaron ningún consuelo a sus negras horas de prisión, de horrible prisión, a donde tan solamente le veían en días excepcionales su mujer, sus hijos y uno o dos compañeros caritativos. ¿En dónde estaban los que le pedían dinero prestado, los que se regodeaban en su yate Clair de lune, los que juraban por él en los días de éxitos y de rentas fabulosas, los que aplaudían sus excentricidades, sus boutades, sus disparates y sus locuras?

Se esfumaron, ante lo que llama Byron —otra víctima— con exceso de expresión: the degraded and hypocritical mass wich leavens the present English generation…

Cuando salió de la prisión, estaba en la mayor pobreza. Desde su condena, las librerías habían quitado de las vitrinas sus volúmenes, y los directores de teatro borraron de sus carteles el nombre del autor de A woman of no importance y de Lady Windermare's fan. En Francia se conocía The portrait of Dorian Gray, cuya traducción publicó Savine, y Sarah Bernhardt iba a representar la Salomé de cabellos azules. Cuando para aminorar los sufrimientos del castigado, un grupo de artistas y escritores franceses dirigió un memorial a su graciosa majestad, el número de consecuentes estaba ya demasiado restricto. Cuando salió de la prisión y vino a vivir a Francia con un nombre balzaciano —Sébastien Melmoth—, apenas se relacionaba con uno que otro espíritu generoso; —entre los que no le volvieron la espalda, hay que señalar al noble poeta Moréas, a Ernest Lajeneusse. El Mercure publicó una traducción de la maravillosa Balada que escribiera en la cárcel, y en la cual puede adivinarse ya su próxima conversión al catolicismo. Ya en París, no publicó nada; y no se sabe si al morir deja algo inédito. Cuando sus hijos sean mayores de edad, será su principal obligación presentar al mundo dignamente la obra de su padre desgraciado e infamado. Junto a las purificaciones de la muerte están las purificaciones de la Piedad”.

Una de las facetas menos conocidas de Ruben Darío, es la periodista.

Darío fue un genial ensayista y crítico sociopolítico  de sucesos que vivió y divulgó. No se hizo el desentendido de hechos de relevancia aunque la “sociedad” rechazara el personaje.

Datos  que actualmente  son detalles de valioso valor histórico porque Wilde ya fue reivindicado y reconocido como uno de los grandes escritores de mundo.

Y así sucedió con su vinculación circunstancial, pero inolvidable, con el gran escritor irlandés del Retrato de Dorian Gray.

Tampa, Florida Octubre 2015.

 

 

________________________________________________________

GENERAL ZELEDÓN

Martes, 06 de Octubre de 2015

Un hombre que luchó por el honor de Nicaragua

“Pero nosotros hemos salvado el honor de Nicaragua”
Doctor y Gral. Benjamín F. Zeledón Rodríguez

Gral Benjamin Z 

Leído por Hugo Velez Astacio
en El Foro de la Controversia
 
Muy posiblemente el evento de hoy tendrá una distinción especial. Y es que el tema a abordar al ser  sobre la figura y la gesta del Dr. y Gral. Benjamín F. Zeledón Rodríguez, seguro que en este Foro no habrá controversia.

Y es que difícilmente puede haber controversia, cuando se tiene conocimiento y se reconoce que el Gral. Zeledón en su corta vida de 33 años, amó a su Patria.

Que el Gral. Zeledón fue consecuente de preferir morir, a tener que rendirse ante la infamia de unos sátrapas, que no tenían vergüenza en arriar nuestra bandera nacional, para enarbolar la extranjera.

Al saber y estar de acuerdo, que su actitud en defensa de la Patria fue de lo más digna, y que es uno de los precursores de haber salvado el honor de Nicaragua. Que su vida fue gallarda, y que sus acciones de patriota ante la historia, sea en la batalla de Namasigue (1907), como en las batallas del Coyotepe y La Barranca, no tiene la menor pizca de discusión.

Si acaso hay controversia, es acerca de las circunstancias de su muerte, porque existen documentos en la que consta que el General Zeledón fue capturado herido y luego asesinado, y otra versión en la que murió valientemente en combate. Aspectos y detalles que han sido abordados por el amigo historiador Coronel  Francisco Barbosa.

Su muerte. Sobre su muerte, si acaso, habrá alguien por ahí que diga; pero murió sin triunfar en su intento.  ¡Vaya equivocación!

Es de recordar que el triunfo por lo general es mediático y pasajero, porque intervienen factores que no necesariamente son meritos de los actores del triunfo. Eso sucede cuando son éxitos sin causa verdadera. Son triunfos sin valores.

En el caso del Gral. Zeledón, su muerte si tiene el merito de ser consecuente con la razón de su actitud. Para el caso del Gral. Zeledón, su muerte si tiene el merito de estar acorde con la razón de su dignidad. La historia lo confirma. Mas al contrario, para sus asesinos, para los que han opinado que el Gral. Zeledón murió sin triunfar, la historia los ha castigado, con el desprecio y el olvido.  

Al Gral. Zeledón la historia le reconoce y nosotros a casi un siglo de su muerte, en este evento le tributamos HONOR Y GLORIA, con respeto y cariño, al reconocer mi profunda admiración patriótica por este personaje que defendió con su propia vida la dignidad de Nicaragua.

Ante el mismo, que cerca de la inminencia su muerte, al escribirle a su esposa, le dijo no hacerse ilusiones, porque “Al rechazar las humillantes ofertas de oro y de honores que me (le) hicieron, firme (firmó) mi (su) sentencia de muerte”, pero, para morir tranquilo, “porque cada gota de mi (su) sangre derramada en defensa de mi (su) patria y de su libertad, que dará vida a cien nicaragüenses que, como yo (el) protesten a balazos el atropello y la traición”.  

Ante el mismo héroe, que anteponiendo el interés de su patria al de su familia, después que lanzo su grito de rebelión contra los invasores y contra los que lo trajeron, sólo pensó en su causa y su bandera por la soberanía de su país, me cabe decirles amigos de El Foro de la Controversia, que tengo el grato honor de trasmitirles unas palabras en nombre del nieto del Gral. Zeledón, el Dr. Sergio Zeledón Blandon, quien por encontrarse fuera del país, se le imposibilitó estar aquí con nosotros. El les dice y desea a los miembros del Foro, los mejores éxitos en pro de una Nicaragua mejor, y que le place  saber que nos enriquecemos para bien de la cultura y conocimiento de nuestra historia nacional, como hoy lo estamos haciendo en este Foro de la Controversia, a través de personajes y figuras como la del Gral. Zeledón, de la que él, con  orgullo lleva su sangre como parte de su estirpe.     

Muchas gracias.

 

 

 

__________________________________________________

CONFERENCIA DARIANA

Sábado, 03 de Octubre de 2015

Hugo Vélez diserta sobre Rubén Darío

CONFERENCIA MAGISTRAL SOBRE RUBEN DARIO EN UNIVERSIDAD AMERICAN COLLEGE (UAC)

Conferencia Hugo V 

Tema: “La Política y la Patria en Rubén Darío”

Ante una asistencia culta y llena de gran civismo e interés, en conocer los conceptos que sobre la política y su praxis de amor a su Patria, hicieron del Poeta ser  nuestro gran Héroe Nacional, la ponencia se desarrolló ante un lleno completo en el Auditorio Central de la Universidad UAC, presidido por el Rector Doctor Mauricio Herdocia y Rubén Darío Lacayo (Rubén Darío IV), bisnieto del gran Panida.

Aquí una parte de la Conferencia: “Pero Darío era un hombre de ideas, un hombre de altura, hubo en él un ideal político, en que la Educación, era algo muy fundamental y ello contribuía al espíritu y a la formación integral de los hombres de bien y de progreso. Esa solución que aún sigue pendiente, porque los líderes políticos, los caudillos y los aferrados al poder, viven al manipular la ignorancia de las muchedumbres para mantenerlos en la pobreza”

 

 

__________________________________________________

PÍLDORAS DARIANAS

Miércoles, 23 de Septiembre de 2015

LAS TRES REINAS MAGAS

Las tres reinas magas

 

Por: José Antonio Luna

Coordinador Comisión Literaria
Centenario Mundial Dariano 2016-MMD

Entre las rarezas literarias del padre del modernismo Rubén Darío (1867-1916) está el cuento Las Tres Reinas Magas publicado por primera vez en la Revista Musa joven de Santiago de Chile en 1912.

Cuento enigmático, filosófico y poco conocido que después fue reproducido en otras publicaciones y está recopilado en Cuentos Completos de Rubén Darío del Fondo de Cultura Económica; edición y notas de Ernesto Mejía Sánchez y con un estudio preliminar de Raimundo Lida.

Cuando Darío dió a luz su cuento ya habían pasado siete años desde  la publicación de su famoso poema Los Tres Reyes Magos, cuarto poema, de Cantos de Vida y Esperanza, publicada en España en 1905.

Con Cantos de Vida y Esperanza, libro canónico del padre del modernismo,  Darío había alcanzado la cúspide de su genial y maravillosa producción poética. Se había consagrado como el reformador, innovador, transformador del castellano.

En el prefacio de sus Cantos de Vida y Esperanza, el bardo nos clarifica acerca del papel vital que jugó en la revolución literaria llamada modernismo. “El movimiento de libertad que me tocó iniciar en América se propagó hasta España, y tanto aquí como allá el triunfo está logrado” afirmó.

En el  poema Los tres Reyes Magos exalta la mágica y enigmática versión de la Biblia sobre Melchor, Gaspar y Baltazar; los reyes que dirigidos por una estrella llegaron desde lejos a adorar al niño Jesús de Belén.

Pero Darío no conforme con el poema también escribió el cuento de Las Tres Reinas Magas. ¿Que buscaba destacar el poeta con este cuento?  Esta narración  es una pieza rara, hermosa, enigmática. Un cuento genial. Anti machista, anti misógino podríamos decir ahora.

Resumiendo el contenido del cuento: Este comienza con la pregunta a un fraile sobre información documental que pueda existir acerca de las mujeres de los tres reyes magos. El religioso y otros eruditos consultados  no le pudieron dar ninguna guía para documentar o encontrar respuesta a la pregunta del interrogador.

Entonces desilusionado el joven siguió en el camino de la vida hasta que se encontró con un poeta.

“Consulte a otros sabios y estudiosos y me convencí de que nada podría averiguar al respecto. Más vi que iba por el camino de la vida-muy al principio-un joven de larga cabellera y ojos en que se reflejaba el misterio del cielo y de la tierra-un poeta-, y recordé que los poetas suelen saber más cosas que los sabios.

-Abandona-me dijo el creador de armoniosos sueños-el cuidado de esas vagas erudiciones y escucha el cuento de otras tres Reinas Magas, que han de estar, por cierto, más cerca de tu Corazón.

Allí comienza un dialogo genial donde la niña de nombre Crista, le refiere la visita de las Tres Reinas Magas.

En otro párrafo Rubén describe a las tres Reinas Magas:

Yo soy la reina de Jerusalén
Yo soy la reina de Ecbatana
Yo soy la reina de Amatunte.

Después continua con un coloquio  sublime, enigmático  con las reinas que llegaron a Belén a adorar a Crista…la niña nacida en un pesebre de Belén y que moriría en la Cruz.


Tampa, Florida Septiembre 2015

 

 

 

__________________________________________________

BAJO DOS IMPERIOS

Viernes, 18 de Septiembre de 2015

Nicaragua bajo dos imperios

•    Nicaragua, único país latinoamericano colonizado tanto por los españoles como por los británicos

Fco Hndez de Cordoba

 

Por: Guillermo Treminio

Conquista de Nicaragua por España

El 21 de abril de 1524, en el actual territorio de Nicaragua, fue fundada la ciudad de Granada y el 19 de junio de 1524 la ciudad de León. Ambas fueron fundadas por Francisco Hernández de Córdoba, enviado por Pedro Arias de Avila, entonces gobernador de Castilla de Oro, en el actual territorio de Panamá. En 1528, la Corona española erigió la Provincia de Nicaragua, y se solicitó establecer si el territorio de la villa de Bruselas (actualmente en territorio de Costa Rica), pertenecía a la Provincia de Nicaragua (la nueva circunscripción), o si permanecía bajo la autoridad de Castilla del Oro.

Una Real Cédula de 21 de abril de 1529 resolvió el conflicto a favor de la Provincia de Nicaragua, cuando ya la villa de Bruselas había dejado de existir. Posteriormente la Provincia de Nicaragua pasó a depender de la Audiencia de Panamá hasta 1543 que pasa a depender de la Audiencia de Guatemala.

En 1554 con la conquista del Reino de Nicoya se crea la Alcaldía Mayor o Corregimiento de la provincia de Nicoya, puertos de Chira y Paro. La Intendencia de León fue creada por Real Cédula del 23 de diciembre de 1786, con la unión de la Alcaldía Mayor de Nicoya y la Gobernación de Nicaragua. Formando parte de la Capitanía General de Guatemala, dependiente del Virreinato de la Nueva España.
 
En 1812 las Cortes de Cádiz erigieron la provincia de Nicaragua y Costa Rica (separada de la provincia de Guatemala), y con cabecera en la ciudad de León. Esta provincia duró hasta 1814, año en que se restableció el reino de Guatemala. En 1820, al restablecerse el régimen constitucional, resurgió la provincia de Nicaragua y Costa Rica, que estaba dividida en siete partidos.
 
 
Conquista de Nicaragua por Inglaterra imponiendo a....
Robert Henry Clarence

Robert Henry

Hereditary Chief of the Miskito Nation

A mediados del siglo XVI se desarrolló en el noreste de la actual Honduras la nación de los zambos mosquitos, surgida de la mezcla entre los indígenas que la habitaban y los esclavos sobrevivientes del naufragio de un barco negrero que se hundió en el litoral. Los británicos establecieron amistosas relaciones con ellos y surgió así la reserva Misquita o «Mosquitia», una especie de Protectorado británico que duró hasta fines de siglo XIX.
 
En 1630 se estableció el primer contacto comercial entre los británicos y los misquitos en la zona del cabo Gracias a Dios Entre ellos estaba el pirata holandés Abraham Blauvelt quien se estableció en la bahía de Bluefields llamada así en honor a él. Poco a poco los ingleses se asentaron en la región, hasta que el 16 de abril de 1740 los misquitos, amparados por la protección de Gran Bretaña, ceden sus territorios, estableciendo el dominio colonial británico.En 1774 Bluefields se convirtió en la capital de la Mosquitia, donde los británicos instalaron a un rey mosco ( ver foto) para consolidar su dominio. Los británicos se retiraron en 1787 pero la Mosquitia siguió siendo gobernada por los reyes moscos, fieles a la corona británica.
 
En 1803, por intermedio de la Real Orden del 20 de noviembre, el rey de España ordenó segregar de la antigua Capitanía General de Guatemala, la Costa de Mosquitos como las islas de San Andrés y agregarlas al Virreinato de Nueva Granada. En 1894, tropas nicaragüenses al mando de Rigoberto Cabezas ocuparon la región, que fue organizada como el departamento de Zelaya, dividido a fines del siglo XX en dos regiones (Región Autónoma del Atlántico Norte y la Región Autónoma del Atlántico Sur).

 

 

__________________________________________________

SALUDO DARIANO

Miércoles, 16 de Septiembre de 2015

Saludo Dariano a la patria

•    A CINCO MESES DEL CENTENARIO DARIANO, FEBRERO 2016
•    SALUTACIÓN PATRIOTICA CONMEMORATIVA AL 194 ANIVERSARIO DE LA INDEPENDENCIA DE NICARAGUA
•    Y  156 DE LA MEMORABLE BATALLA DE SAN JACINTO EN EL PARQUE RUBÉN DARÍO EN MAMI

Saludo Dariano

POR: PROF. HÉCTOR DARIO PASTORA

El Movimiento Mundial Dariano saluda este memorable y tradicional evento patriótico con versos de la Marcha Triunfal, del Poeta universal Rubén Darío, Padre y Prócer cultural de la Patria,  YA VIENE EL CORTEJO!  YA SE OYEN LOS CLAROS CLARINES!  

Una vez más,  nos convocan a festejar la independencia de Nicaragua y los países hermanos de Centroamérica, por iniciativa cívica de la asociación comunitaria de arte y cultura, que presiden dos distinguidos y laureados artistas nicaragüenses Consuelo Espinoza y Héctor Gutiérrez, acto multicultural que ya es una tradición y que se realiza año con año en este emblemático parque,  donde se encuentra el monumento del Poeta Rubén Darío y las banderas  de los Estados Unidos y de Nicaragua, en otras palabras estamos frente al altar de la Patria del exilio histórico de Miami. Si es cierto, que estamos lejos del terruño  natal, pero la sentimos y llevamos en nuestro ser de inmigrantes en esta noble nación, nuestra Patria adoptiva.

Además hemos construido en cierta forma la Nicaragua de Miami, que tiene como su centro cívico el complejo Dariano, conformado por este Parque, el Colegio, monumentos, calles y avenidas que proclaman nuestra nacionalidad. Estamos llenos de vigor y de gloria, e inspirado por la frase infinita, que nos dejara el Poeta en su poema retorno, “SI PEQUENA ES LA PATRIA, UNO GRANDE LA SUENA” sublime pensamiento que podemos leer en una de las placas de este monumento. Si, Septiembre es el mes de la Patria, Dios y el  destino  ha designado este mes  para que rindamos homenaje a los forjadores de nuestra nacionalidad, soberanía e independencia y  para recordar el significado de sus símbolos que debemos conocer y respetar.

Celebramos en este evento especialmente dos fechas memorables, la independencia de Nicaragua y de Centro América: Costa Rica, Honduras, El  Salvador y Guatemala, donde se proclamó la independencia el 15 de Septiembre de 1821, hace 194 años.

En León de Nicaragua, nació uno de los próceres mas ilustres de; a independencia el Lic. Miguel Larreynaga, un 29 de Septiembre de 1771. Otra fecha gloriosa que hoy recordamos en este evento es la victoria de la Batalla de San Jacinto el 14 de Septiembre de 1856, hace 159 años, considerada nuestra segunda independencia y entre los notables Héroes de San Jacinto, el Gral.  José Dolores Estrada y Andrés Castro.

Rendimos también  tributo  a los símbolos de la Patria, a la bandera azul y blanco a quien cada 14 de Septiembre en los desfiles escolares, hicimos  la promesa a la bandera azul y blanco, que encarna las glorias y los sufrimientos de su historia.

El azul  significa justicia y el blanco pureza.  Otro símbolo es su escudo con sus cinco volcanes que representa, la unidad de las cinco republicas, el gorro frigio la libertad y el arco iris la paz, y entre estos dos símbolos, el que nos llena  de lágrimas y emociones cuando escuchamos las notas del himno nacional y nos traslada a nuestros departamentos, donde nacimos, crecimos y de donde dejamos nuestras más sensibles vivencias bajo el “nicaragüense sol de encendidos oros”: Salve a Ti Nicaragua en tu suelo/ ya no ruge la voz del cañón/ ni se tiñe con sangre de hermano,/ tu glorioso pendón bicolor,/ brille Hermosa la paz en tu cielo/ nada empañe tu  gloria inmortal/ que el trabajo en tu digno laurel/ y el honor tu enseña triunfal.. La letra de nuestro himno nacional es del poeta Salomón Ibarra Mayorga, nacido en la Ciudad de Chinandega un 8 de Septiembre de 1890, es decir en el mes de la Patria.

El arreglo musical corresponde al compositor Luis Abraham Delgadillo.  Este himno data de 1918 y fue oficializado hasta 1938.  Y nada mejor que esta tribuna dariana y patriótica para decirle que además de estos símbolos que identifican a la nacionalidad nicaragüenses, han otros secundarios, pero dignos de mención:  la flor nacional, , el sacuanjoche que luce la niñez,  “la juventud divino tesoro”  y  los que bailan nuestro folklore;  nuestro árbol nacional, es el madroño, cuyas flores y ramos adornan los altares purísimas, y perfuman el grito, de quien causa tanta alegría, la concepción de María y últimamente el pájaro nacional, el guardabarranco, de bellos colores y de delicado plumaje.

He de  manifestarles que mis palabras patrióticas en esta  ocasión anuncian a todos los presentes, a los que van  a divulgar este acto en la redes sociales, que Miami ha sido designada Capital del Centenario Mundial Dariano, inmenso compromiso para celebrar el primer centenario de la muerte de nuestro excelso poeta Rubén Darío, en Febrero de 2016.  Esperamos contar con la solidaridad de todos y ante todo han de conocer la vida y obra literaria cosmopolita del poeta, que se hizo Patria.

Y concluyo con el clamor del Poeta, “en su memorable discurso de su retorno en 1907 a su Nicaragua natal después de 15 años de ausencia: “Yo  he luchado y he vivido no por los gobierno sino por la Patria”

Y con versos del  poema que dedicara  a Nicaragua, en la Republica de Chile, cuna de Azul: “Y te ofrezco mi esfuerzo. Mi nombre y mi sueño”.   Muchas gracias.

 

 

____________________________________________________

LA INDEPENDENCIA

Martes, 15 de Septiembre de 2015

Un cura chinandegano fue precursor de La Independencia

LA INDEPENDENCIA

La histórica controvertida Acta de la  Independencia

Por Hugo J. Vélez Astacio

Cuando conformé El Foro de la Controversia constituido por un selecto grupo de amigos  historiadores e intelectuales; en concordancia a uno de sus propósitos como era el de aportar a la verdad histórica, se abordó en público, el polémico tema: La Independencia de Centroamérica del 15 de septiembre de 1821.

 

 

Hoy, quiero compartir con los lectores, mis observaciones y reflexiones expuestas:

Entonces, inicie rindiéndole tributo al verdadero patriota precursor de la independencia del coloniaje español, grande orgullo de su ciudad natal de Chinandega, el brillante y valiente cura doctor Tomas Ruiz,  que fue el primer indio puro, graduado en la Universidad de Guatemala, donde fijó su residencia distinguiéndose por su talento que puso al servicio de la causa de la independencia, al hacer suyo los ideales liberales de los movimientos independentistas de México encabezados por don Miguel Hidalgo y Castilla y José María Morelos y Pavón.

El cura chinandegano Tomas Ruiz como precursor de la independencia, participó en la conspiración de diciembre de 1813, en  “El Convento de Belén” de ciudad Antigua, Guatemala, en donde el plan revolucionario se vio truncado ante la traición de Prudencio de la Llana, siendo preso y condenado a la horca, sentencia que no se aplicó, pero sufrió severa prisión, vejámenes y torturas, que al salir en 1819 como consecuencias le provocaron una muerte oscura.

El Presbítero Tomas Ruiz, fue declarado Prócer de la Independencia de Centro América junto a Miguel Larreynaga, según Ley No. 794 del 15 de junio del año 2012.  

Después indicamos, que es ya tradición en los países del área centroamericana, celebrar como fiestas patrias, la independencia formal del imperio español, concretizado en una histórica controvertida Acta del 15 de septiembre de 1821, suscrita en el Palacio de los Capitanes, compuesta de dieciocho (18) artículos a pesar de estar numerados diecinueve (19), ya que no contiene el noveno; su original fue firmado únicamente por tan solo por trece (13) representantes, y no incluía la firma del responsable delegado que la redactó como lo fue, don José Cecilio del Valle que fungía como Auditor General, y que era de la posición de no proclamarla la independencia de inmediato; por igual el Acta no incluía la del don Miguel de Larreynaga representante por Nicaragua, y entonces Oidor de la Corte Provincial de Guatemala, quien con sus intervenciones en favor de la pronta independencia, inclino la balanza a favor de la proclamación.

El acto protocolario  lejos de representar la culminación de todo un proceso de cambio estructural, que diera soberanía e independencia a los países que conformaban la Provincia de Guatemala (junto con El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica), al contrario, fue un ejemplo que significó el inicio de toda una farsa que periódicamente y de forma recurrente se ejercita para frenar los cambios sociales y políticos de los pueblos centroamericanos y principalmente en Nicaragua.

El conocido documento, ni se tituló Acta de Independencia, mucho menos proclamó la Independencia. Es notorio observar y comprobar que la palabra Libertad, no se incluye en el texto del Acta.

La Junta Provisional creada, quedaba sujeta a que todas sus actuaciones y acciones las tuviese que aprobar el recién Jefe Político Don Gabino Gainza. En la practica el poder real.

El Acta de la Independencia, es el acto histórico por antonomasia de cambiar la dependencia sin que nada cambie.

La herencia obtenida son actos y acuerdos de similares propósitos principalmente en el ámbito político, para supuestamente romper cadenas de sometimientos establecidos por tiranos; por caudillos o por dictadores de derecha como de izquierda que han degenerado en pactos oprobiosos y vejatorios a la dignidad humana.

Actos que son pactos que lastiman y frenan el desarrollo social y político, el progreso y la libertad de sus ciudadanos. Un Acta de Independencia, que irónicamente dependió de la voluntad del representante del poder colonial. Una independencia que “cambió” al Gobernador de la Provincia representante del Rey Español, don Gabino Gainza, para poner en el poder, al Brigadier General español Gabino Gainza. Celebramos la firma de un acta, que fue un acto que no cambió nada. No hubo alteración de autoridades. Se mantuvo el Status Quo del poder colonial, compartido en todo caso con la elite de la clase criolla, con miras a mantener los beneficios del dominio imperante.

Se trataba como afirmo el hondureño don José Cecilio del Valle, que fue el nominado para redactar el Acta, de “prevenir las consecuencias que serian temibles en el caso que la proclamase de hecho el mismo pueblo…”. ¡Vaya proclamación! ¡Vaya celebración!

Un acta de independencia lograda en un momento de  paz, que irónicamente  incidió en los caudillos locales de los países suscriptores despertar las ansias del poder ante el vacío que provoco la misma, dando en consecuencia una serie de guerras internas en cada país, para lograr hacerse del poder local de manera arbitraria con fines partidarios. Guerras sangrientas sin fin, que engendro toda una cultura funesta, que aun hoy en día padecemos y lamentamos.

¿Celebración de la Independencia? ¡Cuidado! Cuidado que estamos más dependientes que antes del 15 de septiembre de 1821. Es deber nuestro revertir esa situación.

La independencia incluye la libertad y el estado soberano. La libertad es un anhelo, es un derecho por el que debemos luchar con ahínco y perseverancia, sin ceder nunca un ápice. Nuestra verdadera independencia es el logro de actuar con pensamiento, en plena libertad.  

***********************************************************************************************************************************

2015-09-12 10:42:37

LA GUERRA NACIONAL

Batalla SJ 

Por Hugo J. Vélez Astacio
Leído en El Foro de La Controversia

Después de haber escuchado a los ilustres amigos que me han antecedido, y conocer detalles de las vicisitudes, angustias, y sangre derramada en una guerra fratricida que ocasiono luto y dolor a tantos nicaragüenses, como realmente lo fue en La Guerra Nacional de 1855-57, no puedo dejar de preguntarme, ¿a que respondió tan funesto acontecimiento histórico que marcó el futuro de nuestra Nicaragua y de su historia, que pasados mas de un siglo y medio, es aún objeto de estudio y de recordación con celebraciones de actos patrios, al estar inmersa sus memorables batallas, dentro del mes de la patria?  ¿Que razones prevalecieron para que en El Foro de la Controversia, fuera sujeto de debate, el tema de La Guerra Nacional, y no la proclamación de la Independencia de Centroamérica del coloniaje Español?

No hay duda, como bien lo afirmó Alejandro Hurtado Chamorro, al ahondar y pretender conocer los propósitos e ideales del ultimo filibustero, en su excelente obra: “La Guerra Nacional es el acontecimiento mas destacado e importante de nuestra historia. Sirvió no solamente para avivar nuestro sentimiento de nacionalidad, sino que dio fin a rencillas y discordias intestinas que habían asolado al país desde su independencia. Ella despierta en Nicaragua el patriotismo dormido, uniendo a dirigentes políticos antagónicos en un solo propósito: la expulsión del Walker del territorio nacional”.

Es tan trascendental La Guerra Nacional, que no solo avivo nuestros sentimientos patrios de defender nuestra soberanía en contra del filibustero invasor, sino que dejo sentado para siempre la solidaridad ciudadana de luchar hasta la muerte en pos de la libertad, repudiando toda actitud de esclavitud humana por muy velada que fuera.

¿Pero que fue lo que provocó La Guerra Nacional? ¿Es que acaso se limita a la intromisión de William Walker en nuestro país con su “Falange Americana”, o a las acciones del “Predestinado de los ojos grises”, en conjunto con “sus inmortales”?

¿Qué fue lo que verdaderamente origino o motivó La Guerra Nacional?

Supongo  o asumo que quienes hoy nos acompañan  en este Foro, conocen en términos generales, los hechos o principales acontecimientos. En que producto de las absurdas y enconadas diferencias partidaristas y de la obcecación de hacer prevalecer la hegemonía “para mantener el control del poder político del naciente Estado” a partir de una de las ciudades de León o de Granada, hizo de sus rivalidades un estado de lucha con carácter de guerra civil, cuya situación se mantenía como otras muchas desde la fecha de la Independencia de Centroamérica. De continuo las revueltas y revoluciones provocadoras de anarquía eran el pan del momento. En un periodo de 7 años entre 1847 y 1854 se tuvo trece directores supremos.

¡Vaya situación! Y aunque ese escenario no era del todo deseable al contrario era despreciable, se dio un mal mayor, provocado por el ultimo Director Supremo del Estado, Don Fruto Chamorro, que fue electo en 1853 por designación de la Asamblea Nacional ante la no obtención de los dos tercios de votos por ninguno de los dos candidatos, Don Fruto Chamorro (por los Orientales de Granada) y Fco. Castellón Sanabria (por los Occidentales de León). Y ese mal mayor, es el asunto propio de todos aquellos que una vez arriba del poder, no solo, no desean bajarse, sino, que pretenden ampliar sus plazos de gobierno, incrementar sus poderes, utilizando o reformando la Constitución para abusar y actuar arbitrariamente de manera disparatada y de forma dictatorial.

Don Fruto Chamorro conservador de Granada, al año siguiente o sea en 1854 convocó a una Asamblea Constituyente para reformar la Constitución Política, ¡Ay! ¡Triste y desafortunada medida de algunos, que por equivocados la historia los condena!.  Convocó la Asamblea para reformar la Constitución con el propósito de instaurar una dictadura constitucional, con dominio e influencia plena sobre el resto de los otros poderes del Estado. La manipulación andando de la mano, con el disfraz del respeto aparente al derecho y a la Constitución pero desnaturalizando su espíritu; con el sudor caliente de la fiebre que provoca el abuso del poder, don Fruto promulgó la nueva Constitución el 30 de abril de 1854, a pesar de la ausencia de la mayoría de los diputados occidentales (León, Chinandega, Nueva Segovia), quienes por estar en desacuerdo habían sido expulsados del país en noviembre de 1853.

La reforma de la Constitución, promulgada por don Fruto prácticamente cambiaba el sistema de gobierno. Establecía la Republica en vez de Estado; Creaba como máxima autoridad ejecutiva la de Presidente de la Republica en vez de Supremo Director; establecía requisitos de un mínimo de patrimonio o capital para ser Presidente de la Republica y para ser Senador; Contenía la suspensión de las garantías Constitucionales individuales sin mayores razones de merito; concentraba todo el poder en el Presidente de la Republica, y además ampliaba al doble el periodo de gobierno, al pasar de dos a cuatro años. Se daba el primer golpe de estado técnico en Nicaragua.

De la oposición a tan radicales cambios de gobiernos productos de la reforma Constitucional amañada, que promovía el gobernante de turno, para no solo mantenerse en el poder sino ampliar su periodo con poderes dictatoriales, dio lugar a una confrontación armada con carácter de guerra civil de desastrosas consecuencias que devino en la controversial Guerra Nacional al intervenir a solicitud de uno de los bandos, el de los Democráticos liderados por Fco. Castellón Sanabria y por el general Máximo Jerez,  el último de los filibusteros, el de la diminuta figura con ojos grises, William Walker,  pero, que por su personalidad dio lugar al acontecimiento histórico mas importante de Nicaragua, aunque con episodios funestos, como la ejecución por fusilamiento a Mateo Mayorga, a Ponciano Corral y a Mariano Salazar, como también su mas funesto designio: El incendio de Granada.

Y aunque la Guerra Nacional, se ganó expulsando al filibustero a sangre y fuego, con victorias de batallas como la de la Hda. San Jacinto en que se puso a prueba el ardor patriótico con acciones memorables como la de Andrés Castro, y la jefatura del héroe  general  José Dolores Estrada al mando de valientes y soberbios nicaragüenses, la historia nos enseña que la verdadera heroicidad se logra luchando obstinadamente, como acertadamente lo expuso recientemente en un articulo Clemente Guido Martínez, cuando se lucha por el respeto al derecho Constitucional, como lo hizo consecuentemente nuestro héroe, el General José Dolores Estrada.

Ante esos hechos que son historia, efemérides conmemorativas en el mes de la patria, deber es tenerlo siempre presente para bien, prosperidad y provecho de la nación.   

Muchas gracias.

 

 

_____________________________________________________

UN VIAJE GLORIOSO

Sábado, 29 de Agosto de 2015

El glorioso viaje de Darío a Nicaragua en 1907

Rubén Darío sufrió en España las humillaciones que le hizo un mediocre politiquero

Ruben Dario 1907

Motivos del viaje de Rubén Darío a Nicaragua en 1907            
Odio de Medina y la pérdida del territorio de Litigio

A Cuatro meses del Centenario, Febrero 2016

Por: Prof. Héctor Darío Pastora
Presidente Movimiento Mundial Dariano

Punto de partida para este viaje, las destaca Darío al inicio de su obra “El Viaje a Nicaragua e Intermezzo Tropical”, Madrid España, 1909 y con enfático sentimiento de Patria escribe: “Tras quince años de ausencia, deseaba yo volver a ver mi tierra natal. Habia en mi algo como una nostalgia del trópico”

EL Poeta  desde 1893, que viajó como Cónsul General de Colombia a Buenos Aires, Argentina, vía  Nueva York, Paris, no había regresado a su Patria, hasta  finales de Noviembre (23) de 1907 y después de una apoteósica estadía de casi seis meses en su Nicaragua natal, regresó a España a principios de Abril (3)  de 1908, investido de embajador ante la corte del Rey Alfonso XIII de España; * dramático nombramiento. Fueron casi quince años de ausencia y de intensa existencia cotidiana y de genial producción poética, periodística y diplomática.

La corresponsalía de mama “Nación” y la publicación de sus obras,  fueron vitales en el orden económico, más que sus representaciones diplomáticas. Entre las gratas distinciones académicas y diplomáticas que recibió en la ausencia patria fue el nombramiento en 1903 de Cónsul General de Nicaragua en Paris, más que la voluntad del Presidente Zelaya, estuvo por medio la influencia del Dr. Adolfo Altamirano, Ministro de Relaciones Exteriores, notable político, abogado, intelectual y orador. Valoró la personalidad del Panida.

En ese entonces el Director de la Diplomacia europea con sede en Paris y Madrid, estaba a cargo de Don Crisanto Medina, quien adversaba al Poeta; la mediocridad intelectual de Medina se impuso, unida a las “envidias subterráneas”; además  “por razones de historia familiar”, asi lo expresa el Bardo en su autobiografía, ( Buenos Aires, Argentina, 1912) Darío soportó con estoicismo  y dignidad las humillaciones, las que llegaron a su clímax en 1906, y he aquí uno de los motivos que concretaron su idea y la firme voluntad del retorno a Nicaragua.

En 1905, nombran a Medina y a José Maria Vargas Vila delegado ante el litigio que tiene Nicaragua con Honduras ante el Rey Alfonso XII,  desde luego bajo la presidencia de Don Crisanto Medina. Vargas Vila ostentaba entonces el cargo de Cónsul de Nicaragua en España. Darío le manifestó desde Paris a Vargas Vila el deseo de unirse a la delegación, a lo que accedió. Eso no lo aceptó Medina, Dado que el prestigio de Darío y su genio, podían eclipsar sus gestiones. Lo marginó a la hora crucial de la audiencia ante la corte y asiste a dicha audiencia solo.  Crisanto Medina rechaza  a Vargas Vila y odia al Poeta.  Rubén Darío pierde la oportunidad de estar con el Rey y  departir con los grandes políticos de la época, que esperaban ante todo, la presencia de Darío y sus intervenciónes.

Ante estas circunstanicias, VARGAS VILA CONVENCE A DARIO QUE TIENE QUE VIAJAR A NICARAGUA Y LE ANIMA A SOLICITAR LA REPRESENTACION DIPLOMATICA EN ESPAÑA. COMO UNA RESPUESTA A LAS ESTRATEGIAS Y DESPRECIO DE MEDINA.

Para hacer un poco de historia respecto a estos relatos, José María Vargas Vila,  en la biografía que dedicara a Rubén Darío en 1917, fechada en Paris, (la primera escrita después de su muerte en 1916). En el capitulo IX, escribe: Era en 1905.  “El Gobierno de Nicaragua había sometido el arbitraje de S.M. el Rey de España, su: Cuestión de Limites con Honduras.  Esta República, acreditó una misión especial para sostener los términos del Litigio ante el Rey Arbitro. Nicaragua se apresuró con igual objeto a  
constituir la suya, nombrando para formarla, a Don Crisanto Medina, su ministro ante varios gobiernos europeos, y a mí, que era Cónsul General de la Republica en Madrid; apenas constituida la misión, Darío, me escribió manifestándome el deseo vehemente de pertenecer a ella; deseaba ir a Madrid, al cual amaba mucho, y en el cual, era muy amado.

Me apresuré a secundar sus planes, contra el querer del Señor Medina, QUE SENTIA POR DARIO UN ODIO CIEGO IRRACIONAL, UNO DE ESOS ODIOS, QUE RADICAN EN LO MAS OBSCURO DE LA HUMANA BESTIALIDAD: se hablaba de un lejano drama familiar de familia, que ponía una frontera de sangre entre los dos”.  Este párrafo de Vargas Vila es más que elocuente, por lo demás hemos comentado ya anteriormente que Medina no permitió que Darío, ni Vargas Vila asistiera a la audiencia y trámites en la Corte.  

El odio de Crisanto Medina se acrecentó  cuando en Marzo de 1905, el Vate es aplaudido y consagrado como el Poeta de la Hispanidad y de la raza por su poema Salutación  del Optimista, “una de las bellas poesía, de lengua hispana, acababa de ser escrita”  así lo destaca Vargas Vila, “ Ínclitas razas ubérrimas, sangre de Hispania fecunda. Espíritu fraternos, luminosas almas, salve!... “Poco después el Gobierno de Nicaragua, nos nombro a Darío y a mí, para representarlo, en las fiestas del Tercer Centenario del Quijote, en Madrid”. Darío produjo entonces su Letanías a Don Quijote.  “Rey de los hidalgos, Señor de los tristes. Que de fuerzas alientas y de ensueños vistes…” Darío había publicado en Junio de 1905, su obra cimera del modernismo literario hispanoamericano, como Poeta de América, de la raza, Cantos de vida y Esperanza.

Ante estos triunfos del Poeta, Vargas Vila alentaba una y otra vez a Darío al viaje a Nicaragua, mas cuando Medina estaba en problemas con el gobierno de Zelaya por su retiro de España por razones económicas,  era un Darío que con estoicismo y dignidad servía a su Patria, al respecto dice Vargas Vila “ Siempre por encima del dolor, como todo Genio, Darío se refugió en su Gloria, para olvidar las heridas del odio; aislado en las regiones de sus sueños, se dio todo entero a su personalidad, y a su grandeza de Poeta”.  

Ante las difíciles relaciones con Medina, Vargas Vila y Darío hicieron un pacto, retirarse de Madrid hasta que Medina no rectificara su conducta y su factura de torpezas. El Poeta partió a Diappe, convencido de su viaje a Nicaragua y Vargas Vila a Málaga. Al consumarse el retiro de Medina de Madrid de parte del gobierno de Nicaragua, la recomendación de Vargas Vila tomó más fuerza en el ánimo de Darío de su viaje a Nicaragua y solicitar su nombramiento como Ministro en Madrid.  Al respecto escribe Vargas Vila en el capitulo XI, Era 1907: “Haciendo un enorme sacrificio pecuniario, y dejando  a su compañera en el hospital, a donde nació ese niño, que luego fué su encanto; el Poeta Partió.” Se trata de Rubén Darío Sánchez, “Guicho”.

Partió para su Nicaragua natal. Sin duda el motivo de su retorno a Nicaragua, lo producen las circunstancias políticas y diplomáticas provocadas por la conducta de Medina y la oportunidad de asegurarse un cargo diplomático. El terreno era fértil. Lo demás de la nostalgia y el divorcio se unen a  los motivos de su viaje.

Hay un aspecto histórico que Vargas Vila y otros intelectuales publicaron en Madrid, la influencia y el prestigio de Darío, hubieran ayudado  a definir el litigio con Honduras e inclinar el  Laudo de Alfonso XIII, a favor de Nicaragua. No se hubiera perdido el territorio de Litigio,  cuyo fallo adverso de la Corte Internacional de la Haya se dió en 1960, cumpliendo este 2015,  cincuenta y cinco años.  Perdimos Litigio por la mala levadura del hombre, tal como lo describe el poeta en Los Motivos del Lobo. El odio de Medina, otro crimen esta vez de lesa Patria. Quizás con el prestigio de Darío no hubiéramos perdido el territorio de LITIGIO.

Los mapas y los argumentos jurídicos en aquel entonces, tenía un nombre Rubén Darío, que se hizo Patria. Desgraciadamente la politiquería y las  vendettas fratricidas hicieron posible que nos fuera adverso el fallo  internacional de la Haya. Sería interesante el criterio de los  juristas al respecto, dada la torpeza de Medina, tal como le expresa el recordado dariólogo, Prof. Fidel Coloma, ilustre chileno, quien señala las razones básicas del viaje de Darío de 1907.

En 1906, le llegó a Darío el nombramiento de delegado ante III conferencia Panamericana en Rio de Janeiro, y le toca como Jefe de delegación al Doctor Luis Felipe Corea, otro verdugo de Darío, por así decirlo. Envidias para el Poeta, y bien escribe en su autobiografía referente a este viaje, donde escribe su Salutación al Águila, gran pasó diplomático al elogiar a la águila del Norte y hacer amistad personal con el Secretario de Estado de Estados Unidos, Mr. Root, premio nobel de la Paz 1912.

LAS ADVERSIDADES DE CRISANTO MEDINA EN EUROPA Y AHORA CON COREA EN RIO DE JANEIRO, HACEN QUE LAS RECOMENDACIO DE VARGAS VILA DE VIAJAR A NICARAGUA, SE CONSOLIDEN.

Y refiriéndose a alta categoría de los secretarios de delegaciones y pobreza intelectual de los presidentes, dijo: “Donde los secretarios éramos los gigantes y los presidentes los pigmeos”  Esto para contestar tantas humillaciones del Sr. Corea.

DIRIA QUE ANALIZANDO LAS CIRCUNSTANCIAS CENTRALES DE SU VIAJE A NICARAGUA EN 1907, LAS ENUMERADAS SON VALIDAS; ADEMAS DARIO QUERIA EN EL FONDO RETORNAR CON SU GRAN PRESTIGIO Y PARA ELLO YA TENIA  BIEN PLANIFICADO CON SUS AMIGOS LIBERALES DE NICARAGUA SU BIENVENIDA EN PARTICULAR CON SANTIAGO ARGUELLO, LUIS H., DEBAYLE, MALDONADO Y DESDE LUEGO EL DR. JOSE MADRID, (MUCHO DE ELLOS DISIDENTES DE ZELAYA Y ES ENTONCES QUE DARIO AL RETORNAR JUEGA UN PAPEL ESTELAR DE RELACIONES PUBLICAS Y DE DIPLOMACIA.

Otro insumo de su retorno, lo que ya colmó su decisión lo fue   la aparición de Rosario Murillo en Paris y las intrigas, celos por su convivencias de amor con Francisca Sánchez del Pozo, “su lazarillo de Dios en su camino”  Rosario Murillo cuenta con el aliado ideal para ser la vida imposible al Panida, el verdugo mayor, Crisanto Medina, quien le embarga el sueldo, conspira económicamente contra el Poeta para que no realice el viaje a Nicaragua, pues sabe que Darío va con argumentos por sus crueldades y mediocre representación diplomática, lo que el Bardo expuso a sus amigos del gobierno de Zelaya en particular a José Dolores Gámez, etc.

Conocido es el apoteósico retorno a su Nicaragua natal y la fecha del 21 de Diciembre de 1907, corresponde al nombramiento de Darío como embajador ante el reino de España. Darío había triunfado, logro la representación diplomática de España.

El  22 de Enero de 1908  se aprobó  la ley Darío, fallido divorcio del Poeta con Rosario Murillo.

Y como dato suelto de ilustración, el Poeta partió a Nicaragua, dejando a Francisca Sánchez, con su hijo Rubén Darío Sánchez (Güicho), quien nació en Paris el 2 de Octubre de 1907.

LA RECOMENDACIÓN DE JOSE MARIA VARGAS VILA DE VIAJAR A NICARAGUA Y EXPONER SU SITUACION, ES SIN DUDA UNO DE LOS MOTIVO SU RETORNO; DESEA REDESCUBRIR SU PATRIA Y LOGRAR UNO DE SUS OBJETIVOS FUNDAMENTALES, EL NOMBRAMIENTO DE REPRESENTANTE DE NICARAGUA EN MADRID Y EN LO PERSONAL EL DIVORCIO CON ROSARIO MURILLO, INTENTO FALLIDO.

EN EL VIAJE A SU NICARAGUA NATAL DARIO, NOS DEJA SU TESTAMENTO CIVICO Y  RESUMEN SU DIGNIDAD DE HOMBRE Y POETA, EN SU MEMORABLE DISCURSO DEL 22 DE DICIEMBRE DE 1907, “ YO HE LUCHADO Y VIVIDO NO POR LOS GOBIERNO, SINO POR LA PATRIA” SU  ACENDRADO AMOR A SU NICARAGUA NATAL EN EL POEMA RETORNO  “ SI PEQUENA ES LA PATRIA, UNO GRANDE LA SUENA/ MIS ILUSIONES, Y MIS DESEOS, Y MIS ESPERANZA, ME DICEN QUE NO HAY PATRIA PEQUENA/ Y LEON ES HOY A MI COMO ROMA O PARIS”.

A CASI UN SIGLO DE SU MUERTE, RUBEN DARIO ES EL “ANDA Y LEVANTATE” DE NUESTRO DESTINO PATRIO, DE AMERICA, Y DE SU UNIVERSALIDAD.

Miami, Floridad USA. 2015.
Del libro inédito, Escritos Darianos de Héctor Darío Pastora
Ediciones del Centenario.

 

 

__________________________________________________

EL LEÓN DOLIENTE

Jueves, 27 de Agosto de 2015

Enterraron en secreto el cerebro de Rubén Darío

•    Enterraron en secreto el cerebro de Rubén Darío, y le dijeron al encargado que era una bomba
•    Rubén pidió antes de morir que le llevaran una botellita de licor y le llevaron agua bendita

Tumba Ruben Dario

 

Artista autor del último deseo de Rubén Darío
“El León doliente”

Por Hugo J. Vélez Astacio

Sintiéndonos, como dariano ser uno de “la inmensa minoría”, como dijo el amigo especial de Rubén, don Juan Ramón Jiménez, el mismo al que le encargó la coordinación de la edición del libro extraordinario “Cantos de Vida y Esperanza, los Cisnes y otros poemas” (1905), tener nosotros el compromiso y el deber de trasmitir a los nicaragüenses, los asuntos relacionados con la vida y legado del poeta, he deseado en esta oportunidad compartir unos datos y detalles del testigo especial en la etapa de los últimos días de Darío, que dio lugar a una obra imperecedera y que acompaña los restos mortales del poeta, como lo es, “El León doliente”, del maestro escultor don Jorge Navas Cordonero, “verdadera gloria del arte nacional”.

Poeta Ruben Dario Nic

Darío había regresado a Nicaragua en noviembre de 1015 proveniente de Guatemala adonde había llegado de Nueva York, en su truncada gira, en promoción de la Paz ante la conflagración de la primera guerra mundial desarrollada en Europa. “Me voy a América lleno de horror de la guerra, a decir a muchas gentes que la paz es la única voluntad divina”. Su regreso distó mucho del apoteósico recibiendo cuando vino en 1907 después de una ausencia de un poco más de 15 años, ocasión cuando se mató al mejor cordero. Herido de muerte después de sufrir los embates de una enfermedad etílica que le acompaño durante su errante vida, una vida en que “iba andando a tientas y sin rumbo, como un ciego”, <<Ciego de ensueño y loco de armonía>>.

En Guatemala no había podido restablecer su salud, después de permanecer durante siete meses (20abril/23nov) al amparo del dictador Manuel Estrada Cabrera, quien al inicio de su llegada lo atendió muy bien y cómodamente hospedado, no así al final a pesar de haber abusado de la baja voluntad y moral que el poeta Darío mantenía ante su salud quebrantada. Cabrera Estrada le humilló, al acosarlo y lograr que le dedicara unos versos a su madre, así como asistir a la Convención liberal con mira a proclamar su cuarta reelección presidencial. Unos versos a la madre del dictador, el mismo que tenía las manos de hierro ensangrentadas.  

A consejos del Obispo de León Monseñor Simeón Pereira y Castellón, se hizo presente en Guatemala su  segunda esposa, Rosario Murillo, la misma que le había amagado su vida al provocar la “página dolorosa de violencia y engaño”, le convenció para traerlo a Nicaragua. Sin fuerzas para rechazarla, se deja llevar. Darío en carta que escribe al escritor guatemalteco Enrique Gómez Carrillo, le dice: “Me alejo de Guatemala en busca del cementerio de mi pueblo natal”.

Escultor Jorge Navas C

Primeramente estuvo en Managua, y después tuvo que trasladarse a querida ciudad de León para facilitar su atención medica por parte de su amigo el doctor Louis H. Debayle y así lograr alivio a su quebranto. La preocupación no se hizo esperar. Desde el primer día, que Rubén llego a León, el obispo Monseñor Pereira y Castellón muy preocupado, delega al artista escultor oficial que embelleció con sus obras, esculturas y decoraciones la Catedral de la Asunción de León, don Jorge Navas Cordonero, visitar todos los días a Rubén para conocer su salud. Al atender la solicitud, ello dio lugar a entabla una relación muy especial con el Poeta, dando lugar a la siguiente anécdota muy particular, narradas por el maestro Navas Cordonero, en que:

“Darío me trataba con especial cariño y amistad; siempre me detenía más de la cuenta y al final me decía: "sigo lo mismo, así dígale a Monseñor". Pero en cierta ocasión noté cierta alteración en su rostro y su contestación fue: "sigo mal porque mi dieta de vida es el licor y aquí la dieta que recibo es de muerte".

A continuación me pidió que le llevara escondido una botellita de aguardiente.

Todo se lo conté al Señor Obispo. "Muy bien, mañana le va llevar el licor que lo va a curar".

Puso en una botella que había contenido agua de florida, después de lavarla muy bien, una buena dosis de agua bendita traída de la gruta de Lourdes, de Francia, a la cual agregó un poco de licor para que tuviera el olor. Al día siguiente se la llevé al poeta, quien, después de probarla, me la arrojó a la cara diciéndome que yo también lo quería envenenar. Monseñor le aclaró la situación, pero él rehusó tomar el agua de Lourdes. Más tarde Darío se veía más sereno”.

¿Pero quien era Jorge Navas Cordonero, que diera lugar, primero ser el delegado del Obispo Pereira y Castellón, y tener ese coloquio con el poeta?

Don Jorge Navas Cordonero, nacido en Granada, fue un artista escultor discípulo del maestro constructor Carlos Ferrey Aragón, quien había diseñado la “Capilla de las Animas” del cementerio de Granada, y decorador de la Capilla de Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, Iglesia a cargo de Monseñor Víctor Manuel Pérez, asunto que le permitió recomendarlo al Obispo de León Monseñor Pereira y Castellón, ciudad a la que se trasladó e inicio una labor de arte y belleza con la creación a base de cemento, --material predilecto del autor que nunca recibió escuela de escultura--, destacándose con sus obras entre otras de “Jesús entre los doctores”; “Los doce apóstoles”; “Los leones en el atrio”; “La inmaculada Concepción de María” entre otras. Todas de gran admiración por los leones y pueblo católico en general que hizo en gran manera contribuir a superar la Litis y rencor que entre ciudadanos y pobladores de León y Granada habían tenido desde tiempo atrás dando lugar a contiendas fratricidas y de atraso económico y social.

Y continúa don Jorge Navas:

“En cierta ocasión me llamó a su lado y me preguntó:

— "Maestro, si yo muero ¿qué pondría usted sobre mi tumba?"

Le contesté: — "Un león doliente".

Él me dijo: — "¿Entonces debo encomendarme a San León?"

Mi respuesta fue: — "No, es tu pueblo querido, tu León que por siempre te llorará".

Le cumplí mi palabra. El León llora con una garra sobre el arpa y con otra sostiene un ramo de laurel. "

Afirma el escritor Arellano, en relación al León que custodia la tumba del Panida Rubén: “Este, hay que reconocerlo, es fiel al espíritu leonés de la época, no obstante ser una imitación del León de Lucerna, Italia. No se trata de una gran escultura, pero su toque es emotivamente romántico: el rostro, más humanizado que el del león italiano, parece llorar por la muerte del poeta. Además, es uno de los pocos monumentos del mundo al alcance de la mano”.

Fallecido Rubén Darío, relata el escultor Navas Cordonero, en torno al tan disputado cerebro de Darío que llego a pesar 1,850 gramos, le hizo que visitar por segunda ocasión una delegación policial,  mencionar que:

”El propio Monseñor Pereira y Castellón le dijo cierta mañana:

“Maestro, es cierto que se ha perdido el cerebro de Darío”.

A las pocas semanas de haberle oído esas afirmaciones, el Señor Obispo, llegaron 3 personas a la Catedral, de las cuales sólo una de ellas era perfectamente conocida para el artista Navas, como era su propio médico, y dirigiéndose a él, le dijeron: con instrucciones de Monseñor Pereira, abra un hoyo a un lado de la tumba de Darío, que vamos a enterrar esto. Navas preguntó que de qué se trataba, y el Doctor le contestó:

“Es una bomba, Maestro y la va a enterrar con mucho cuidado, porque de lo contrario podría estallar y volar la catedral”.

Se hizo un hoyo a la izquierda del león que cubre los despojos del Poeta. Se le dio tres cuartas de profundidad y dos cuartas en cuadro. Concluido el hoyo, el médico ilustre le entregó al maestro Navas un recipiente de vidrio de regular tamaño cubierto con papeles y así lo enterraron.

Monseñor Pereira se estaba dando cuenta de todo, razón por la cual el maestro Navas omitió recabar la orden para abrir el hoyo y aunque no hablaron posteriormente nada en relación con el asunto, quedó completamente claro don Jorge de que lo que había enterrado allí, era nada menos que el cerebro de Rubén Darío”.

 

 

_____________________________________________________

PÍLDORAS DARIANAS

Miércoles, 19 de Agosto de 2015

RUBEN DARIO: EL NICARAGUENSE ES EMPRENDEDOR

RD Emprendedor 

 

Por: Lic. José Antonio Luna

Hace más de un siglo Rubén Darío, el padre del modernismo escribió varios  textos donde destaca las cualidades psicosociales de los nicaragüenses. Un embrión de estudio de la personalidad del nicaragüense que todavia no se ha completado. Información que el panida dejó para la posteridad demostrándonos que no solamente era  un poeta genial; sino que también  era un periodista acucioso, investigador, un observador profundo; que captó detalles transcendentales de la gente nicaragüense.

Observaciones recogidas en sus visitas a varias ciudades en  su regreso triunfal a su tierra natal a finales de 1907. Datos históricos que nos trasladan a un pasado que por diferentes circunstancias no abordaron algunos historiadores que se dedicaron y dedican a la temática de la guerra.

El poeta universal, en su maravilloso libro: El Viaje a Nicaragua e Intermezzo Tropical,  asegura que: El nicaragüense es emprendedor, y no falta en él el deseo de los viajes, y cierto anhelo de aventura y de voluntario esfuerzo fuera de los límites de la patria”, (El viaje a Nicaragua cap. III)

Darío al señalar esta característica del nicaragüense que rompe barreras en cualquier parte del mundo, trabajando duro y produciendo dinero, tenía razón.

Si no fuera por los miles de nicaragüenses-emigrantes- que trabajan de sol a sol en Estados Unidos, España, Costa Rica, México, muchos de sus familiares seguirían viviendo en la miseria y comiendo salteado. Las remesas de esos emprendedores que menciona Rubén Darío son vitales para la economía de ese país. Esas remesas son fuentes de  divisas y vitales para balancear el presupuesto de la república.

En otra parte de su texto Rubén Darío alaba la capacidad creativa del nicaragüense. “Ciertos indios fabrican utensilios de barro que no son inferiores a las que produce la alfarería peninsular-España- en Andújar. Las tinajitas de allá alegran la vista y refrescan el agua en los estíos, como las españolas alcarrazas”.

Destaca los trabajos artesanales nicaragüenses con materiales autóctonos. Visionario, habla de lo que sería  la industria de la hamaca vigente. “La habilidad original y criolla se manifiesta en esteras o petates, en hamacas tejidas de fibra de la cabuya o de la pita, tenidas con los colores que extraen del mismo modo que los abuelos, los colores que nos hacen rememorar como antes no se cual tapiz oriental evocara un expresivo pintor francés la comparación de un “perroquet”.

Sigue diciendo: “Se hacen en los telares rebozos de hilo y seda, semejantes a chales indio; se labran en el duro hueso de un fruto de palmera el “coyol” sortijas y pendientes que se dijeran de azabache”.

Y para no dejar dudas de su observación de la creatividad del nicaragüense escribió Darío:

Y se descubre en las mentes una natural claridad de entendimiento un una facultad de asimilación que hacen que se aprendan con facilidad y acierto importadas industrias extranjeras. Los zapatos son famosos, y podrían pasar los de algunos fabricantes con los que en las zapaterías sevillanas han llenado el gusto del Coronado que tiene por nombre Eduardo VII”.

En el capítulo II de El Viaje a Nicaragua e Intermezzo Tropical, Darío expresa su amor y admiración por la belleza natural de las serranías-Sierras de Managua- y bosques nicaragüenses.

…Más de una vez pensé en que la felicidad bien pudiera habitar en unos de esos deliciosos paraísos; y que bien hubiera podido tal cual inquieto peregrino apasionado refugiarse en aquellos pequeños reinos incógnitos, en vez de recorrer la vasta tierra en busca del ideal inencontrable y de la paz que no existe”.

En el poema “Retorno” habla de Patria. La patria anhelada,  imperecedera que no olvida. Veamos estas dos estrofas finales del maravilloso poema.

“Si pequeña es la Patria, uno grande la suena.
Mis ilusiones, y mis deseos, y mis
Esperanzas, me dicen que no hay patria pequeña.
Y León es hoy en mí como Roma o Paris.

Quisiera ser como el Ulises griego
que domaba los arcos, y los barcos y los  
destinos. Quiero ahora deciros !hasta luego!
porque no me resuelvo a deciros !adiós!”


Tampa, Florida, Agosto 2015.

 

 

_____________________________________________________

TUMBA DE RUBÉN

Lunes, 17 de Agosto de 2015

Rivas hacia el centenario de la muerte de Darío

RD BAJO LA ESTATUA

 

Por: Ing. Frank  Briceño Marenco

Corría el año 1966 en mi Malpaisillo-León, con olor a arena quemada del  Cerro Negro, olor a motas de algodón, olor a flores de madroño, las que se ponían en los altares de las purísimas pueblerinas  y olor  a estiércol de ganado, que bajaba del Sauce, en tren, en los rieles del recuerdo. Era la escuela René Shick Gutiérrez de Malpaisillo, nuestro centro de enseñanza, un mozalbete de 13 años cursando el sexto grado de primaria  y una esbelta y férrea  profesora: Sara Lucrecia de Caballero, atisbando en mi, pequeños dotes de declamador me dijo: Prepárate que vamos a ir a concursar en el centenario del nacimiento de Rubén Darío, a la ciudad de León. Comenzó el arduo trabajo de aprenderme” Sonatina. “La princesa está triste, ¿Qué tendrá la princesa? Y ella con su voz fuerte, gesticulando al ritmo de la poesía con su marcial figura , moldeando al aprendiz de declamador.  

Caía la tarde, dando a paso a las negras noches leonesas   En la plaza de La Catedral y el Parque Central, colmados de estudiantes, gente de la ciudad y un selecto jurado. Obtuve el segundo lugar, superado por un alumno de La Salle, con Los Motivos del Lobo, magistral.

Con el paso del tiempo, que se escapa como el agua entre los dedos,  vine  y me gradué en la Escuela Internacional de Agricultura y Ganadería de Rivas. Cuando llegué a esta ciudad, dije lo mismo que dijera Rubén 88 años atrás, cuando acompañó, siendo su Secretario Privado, al Presidente Adán Cárdenas, el presidente más culto y polifacético que ha tenido nuestra patria. Dijo Rubén: “Yo no conocía Rivas, pero me la imaginaba, muy bonita ciudad, muy bellas sus damas y muy cumplidos sus caballeros. Habré de decir, que superó lo que yo me imaginaba, para que se me crea. Esa tierra caballeros, es un lugar de flores y luceros  y si no, que lo digan, los que fueron acompañando al Señor Presidente en el paseo que le dieron los estimables socios del Porvenir... En Rivas, hay mas flores que en un jardín, y más luceros que en una constelación”... Nuestro Príncipe de las Letras Castellanas, nunca más volvió a Rivas.   

Han pasado los años y el próximo 6 de Febrero de   2016 se cumplen 100 años de la partida del gran Rubén Darío, muerte que los más excelsos poetas nacionales y allende de la mar como diría El, en Cantos de Vida y Esperanza, lloraron y gimieron al ver su cuerpo inerte con el crucifijo al pecho, regalo de su entrañable amigo, Amado Nervo.

Aquel mozalbete de 13 años , que concursó en el centenario del nacimiento de Darío, hoy abuelo de 62 años , quiere junto a varios amigos notables rivenses, rendirle un homenaje al príncipe de las letras castellanas en el centenario de su muerte y para eso estamos organizando, si Dios nos es favorable, concursos de oratoria, concursos de declamación, una presentación cultural qué incluirá, conciertos, bailes folklóricos y una amplia disertación sobre la vida , obra y muerte del gran poeta, para recordar también, su paso por esta ciudad en el mes de Marzo de 1886.

Desde ya instamos a profesores, estudiantes y amantes de la obra darٌíana en Rivas, a sumarse a esta gran celebración en honor a nuestro querido Rubén, el mismo que en Azul, publicado en Chile en el año 1888, escribiera,..  Amigo, el cielo está opaco, el aire frio, el día está triste... un cuento alegre, así como para distraer las brumosas y grises melancolías… Helo aquí.

Había en una ciudad muy inmensa y brillante, un rey muy poderoso, que tenía trajes caprichosos y ricos, esclavas desnudas, blancas y negras, caballos de largas crines. Pero ¡cuánto calienta el alma una frase, un apretón de manos a tiempo. ¡Hasta la vista!

 

 

__________________________________________________

MADRE DE RUBÉN

Jueves, 13 de Agosto de 2015

Historia de un poema de Darío

•     Breve historia de un poema de Darío a su madre chinandegana, doña Rosa Sarmiento

Madre Dario RS

 

Por: Hugo J. Vélez Astacio

Este poema nunca fue incluido por Rubén en ninguno de sus libros, y era inédito hasta que fue publicado en La Prensa Literaria del diario La Prensa, el 30 de octubre de 1976 por el dariano don José Jirón Terán al serle enviado con fecha de 30 de julio de 1976, por don Justino Sansón Balladares, embajador de Darío en España. El poema esta precedido de una notita firmada por Rafael Duyos, que dice así:

“Estos son los primeros versos que escribió Rubén Darío.

Los tenía olvidados. Siempre había querido recordarlos. Los recordó poco antes de morir. Y se los dictó al padre del pintor Ramón Fina, que fue quien me los recito a mí, el año 1940, en Tánger”.

A MI MADRE

Soñé que me hallaba un día
en lo profundo del mar:
sobre el coral que allí había
y las perlas, relucía
una tumba singular.

Acerquéme cauteloso
a aquel lugar del dolor
y leí: “Yace en reposo
aquel amor no dichoso
pero inmenso, santo amor.”

La mano en la tumba umbría
tuve y perdí la razón.

Al despertar yo tenía
la mano trémula y fría
puesta sobre el corazón.

Por Rubén Darío

 

 

___________________________________________________

CELEBRACIÓN EN MIAMI

Viernes, 24 de Julio de 2015

Celebran el 127 aniversario de AZUL

•    CELEBRACION MULTICULTURAL EN EL DIA DEL NICARAGUENSE Y EL 127 ANIVERSARIO DE AZUL DE RUBEN DARIO

Azul original 

Por: Prof. Héctor Darío Pastora
Presidente del Movimiento Mundial Dariano

Enmarcada en  la Jornada del Centenario Mundial Dariano 2015-2016; El movimiento Mundial Dariano, MMD, celebra el día sábado 25 de julio en Miami, el 127 aniversario  del emblemático libro azul de Rubén Darío y el Día del Nicaragüense.

Con la presencia de autoridades de las ciudades del condado de Miami Dade y la Junta escolar, los directivos del MMD y los líderes cívicos de la comunidad nicaragüense, cubana, colombiana, mexicana, peruana, salvadoreña, recordaran a Azul  Rubén Darío publicado en Valparaíso. Chile un 30 de Julio de 1888. Y  en fraternidad se conmemorara el día del nicaragüense en Estados Unidos.

Esta es la parte central del texto del profesor Héctor Darío Pastora, enviado exclusivamente a www.diarionica.com para su publicación.

“Reunidos con espíritu multicultural en este emblemático parque, frente al Monumento del Poeta universal Rubén Darío,  y las banderas de Estados Unidos y Nicaragua, que dan esplendor a un aniversario más, a la publicación del libro Azul y del Día de la Comunidad Nicaragüense.

Conmemoramos el 127 aniversario de la publicación de Azul de Rubén Darío en Valparaíso, Chile el 30 de Julio de 1888,  obra  clásica modernista,   que puso de pie al idioma español, como proclamara el ilustre académico mejicano, Octavio Paz, premio Nobel de Literatura 1990,   Azul… colocó a Nicaragua y su nacionalidad en el mapa del mundo,   motivo por el cual se celebra cada 30 de Julio el Día  internacional de la comunidad nicaragüense. Dado que el 30 de este mes es día de semana programamos,  este acto el sábado 25 de Julio... Agradecemos las proclamas protocolarias y salutaciones que estimulan y enaltecen la solemnidad de estos actos culturales y cívicos.  

En Miami iniciamos la celebración de Azul en  1988,  primer centenario de tan memorable libro y culminamos ese año,  con la inauguración de la avenida Rubén Darío un 7 de Diciembre, día de la gritería y  en esa histórica ceremonia, ante las autoridades del Estado de la Florida  y del Condado de  Miami-Dade, lanzamos   el grito de quien tanta alegría, la Concepción de María, con la frase infinita de Rubén Darío, ‘Si pequeña   es la Patria uno grande la sueña”. Y  es que la Purísima y  Darío, son los referentes que unen los vigores dispersos de la comunidad nicaragüense.

En esa dolorosa década roja y negra del 80, era un imperativo de Patria y dignidad, los logros del  gran complejo dariano, de la avenida, colegio, parque, monumento y otras posteriores, como la avenida Nicaragua,  para nuestra identidad histórica en esta noble nación y referencia de nuestros status migratorio. A altura de 36 años de nuestro exilio y diáspora, el voto nicaragüense-americano, es parte del voto hispano, es un poder político en las elecciones de Estados Unidos, privilegio que no tenemos en nuestro país”.

Destaca en su discurso el profesor Pastora,  que las celebraciones de Azul y del día de la comunidad nicaragüense, ya son una tradición.   

“Este año “contamos con la solidaridad de medios de comunicación como Radio Mundo, 14.50 AM. cuyo Presidente es nuestro amigo Antonio Calatayud, Líder cívico del exilio cubano, de la Patria del  Apóstol José Martí,  de su director general Don Carlos Martínez, y de amigos fraternales como Don Eduardo Calatayud, quien nos honra en el MMD,  ellos   han promocionado este evento, que está siendo transmitido por Radio Mundo 14.50 A.M. a través del programa del periodista Leobardo Rueda. Presidente de Cicamex,  Coadyuvan   otros medios sociales, entre ellos en forma notable el Sol Nica, de Vicente Izaquirre y sus redes informativas. Y en el ámbito de la solidaridad, pláceme mencionar a Lafise, institución nicaragüense, que representa en Miami La Lic. Carmen Zarruk, quien ha patrocinado  carpa y sus sillas para disfrute del acto,  bajo el nicaragüense sol de encendido oros, como dijera en uno de sus versos Darío.

El maestro de ceremonia es el  ingeniero  Rafael Navarro, el tenor Octavio Orochena cantara y amenizara el acto  el órgano de Oscar García y la asistencia  de  Allen Medrano. La palabra en nombre de la cultura del poeta y escritor César Lacayo.

Todos estos actos darianos del 2015, conllevan el mensaje del primer centenario de la muerte del Poeta Rubén Darío a conmemorarse el Febrero de 2016.

Dado nuestro liderazgo cultural, frutos de nuestros esfuerzos en función cosmopolita, se nos otorgó el honor de proclamar a Miami como Capital del Centenario Mundial Dariano 2016, así lo destaca el artículo antológico del diarista José Antonio Luna, quien nos honra con el Poeta Horacio Peña en la Comisión Literaria del Centenario del MMD.

Esta designación que ha tenido, tiene y tendrá gran repercusión internacional y  prestigia sobremanera a Miami, capital del exilio y  nicaragüense. Ello implica todo un reto, ante la indiferencia  oficial en Nicaragua de una comisión. Los avatares electorales y de poder para el sandinismo son inagotables en este año del 2015 y 2016.

Miami, y las representaciones del MMD en Nicaragua están salvando el honor del Centenario, del paso a la inmortalidad del Panida, en particular en las Patrias donde escribió sus libros fundamentales del modernismo literario hispanoamericano, Chile. Argentina, España, Francia, Estados Unidos, Centroamérica y otras Patrias., donde  estudian y conocen  sus obras  y le han erigido monumentos, como Príncipe de las Letras Castellanas.  

El  Poeta, nos dejó múltiples mensajes en Azul, en Prosas Profanas y Cantos de Vida y Esperanza y  en su retorno  a su Nicaragua natal en  1907. “Yo he vivido y he luchado no por los gobierno, sino por la Patria”  Nos legó versos de admiración y orgullo: “Pueblo vibrante, fuerte, apasionado, altivo/ pueblo que tiene la conciencia de ser vivo, /, “Nuestra tierra, está hecha de vigor y de gloria/ Nuestra tierra, está hecha para la humanidad. 

Sea  este día de Azul y de la comunidad Nicaragüense, una celebración de consecuencias triunfantes en la consolidación de la unidad,  armonía y  solidaridad, imperativos cristianos y sociales que demanda la niñez, la juventud, divino tesoro y las futuras generaciones en Nicaragua y  la  diáspora infinita.

        Nicaragua: “Y te ofrezco mi esfuerzo, y mi nombre y mi sueño”  
Rubén Darío
 
Muchas gracias.

 

 

 

__________________________________________________

PÍLDORAS DARIANAS

Viernes, 17 de Julio de 2015

Píldoras darianas Miami

*   A Rubén Darío lo acusaron de vago a los catorce años
*   MIAMI, CAPITAL DEL CENTENARIO MUNDIAL DARIANO 2016

Park Ruben Dario 

Por: Lic. José Antonio Luna

“Píldoras darianas”

“Cristo va por las calles flaco y enclenque,
Barrabás tiene esclavos y charreteras”
RD. (A Colon)

El 30 de julio de  1888 el poeta Universal, Rubén Darío (1867-1916), padre del modernismo y cosmopolitismo, lejos de los avatares políticos y la persecución ideológica de  su patria, publicó en Valparaíso, Chile,  Azul; obra emblemática de su fecunda carrera literaria. Años después Rubén ya maduro y glorioso recordaría su amado azul de esta manera: “Esta mañana de primavera me he puesto a hojear mi amado viejo libro, un libro primigenio, el que iniciara un movimiento mental que había de tener después triunfantes consecuencias.” Después de Azul vendrían Los Raros, Prosas Profanas, Cantos de Vida y Esperanzas obras geniales, todas publicadas en el exilio.

A casi un siglo de su muerte Rubén Darío por fin ha encontrado el sitio ideal para seguir iluminando al mundo con su excelso verbo desde los Estados Unidos: La ciudad de Miami, cuna del exilio.

Miami refugio y hogar de las nuevas generaciones de latinoamericanos que como el panida  han tenido que salir de su patria en busca de bienestar, la libertad, la paz y la seguridad que no le brindan sus gobiernos; celebrará en grande el primer centenario de la muerte de Darío en febrero 2016.

En 2013, El Movimiento Mundial Dariano, MMD, proclamó al  2016 año del Centenario  para celebrar en seguridad y tranquilidad en ese pequeño territorio llamado Miami al hijo predilecto del exilio.

En la tierra de Walt Whitman y Poe se  homenajeara al poeta errante hijo excelso de Nicaragua quien siguiendo recomendaciones del poeta y general Juan Cañas, se fue para Chile, aunque su primer pensamiento había sido viajar a Estados Unidos. “Me dijo” Chile es el país donde debes ir. “Pero don Juan-le conteste- ¿Cómo me voy a Chile si no tengo los recursos necesarios? Vete al nado-me dijo-aunque te ahogues en el camino”. Esa sugerencia selló el destino para bien del joven Rubén Darío.

Porque hablar del exilio es hablar de Rubén Darío. El poeta padre del Modernismo dejó su tierra siendo  niño para trascender el provincialismo, la politiquería, la incomprensión, la ignorancia.

Miami, capital del Centenario Mundial Dariano, prepara actos majestuosos, diría apoteósicas celebraciones para honrar al pandida. Los nicaragüenses junto con los venezolanos, cubanos, colombianos, ecuatorianos, mexicanos celebraran el centenario.

En Nicaragua no hubo programa oficial-todavia no lo hay- para celebrar el centenario de la muerte del poeta. La politiquería no tuvo espacio para recordar al gran Rubén que es orgullo e identificación del nicaragüense. Nadie fuera del triángulo azul y blanco  es más conocido que Rubén Darío. Él  es mundial, cosmopolita.

Mientras los ingratos hijos de la patria, lo marginan e intentan  enterrarlo  entre el olvido y el polvo, el poeta les llamada a dejar los rencores y malas intenciones. “Saluda al sol, araña, no seas rencorosa”.
 
Rubén escribió versos de admiración y orgullo del nicaragüense:
 
“Pueblo vibrante, fuerte, apasionado, altivo;
pueblo que tiene la conciencia de ser vivo,
y que, reuniendo sus energías en haz
portentoso, a la patria vigorosa demuestra
que puede bravamente presentar en su diestra
el acero de la guerra o el olivo de la paz”.(Retorno-1907)

Rubén Darío no es solo el poeta renovador del anquilosado español, sino que fue desde niño un periodista combativo, libre pensador valiente, un crítico  bien informado. En su temprana edad- 14 años- escribía sendos artículos al estilo de Juan Montalvo en el periódico La Verdad.

Sus artículos no le cayeron bien al gobierno. Y con solo catorce años fue llevado ante la policía a dar explicaciones.

“Un día fui requerido por la policía. Se me acusaba como vago, y me libre de las oficiales iras porque un doctor pedagogo, liberal y de buen querer, declaró que no podía ser vago quien como yo era profesor en el colegio que él dirigía. En efecto: desde hacía algún tiempo, enseñaba yo gramática en tal establecimiento” (R.D, Autobiografía).

Parece que el tiempo estuviera detenido en Nicaragua. La libertad sigue siendo una  quimera para los hombres y mujeres que adversan  la política de estado. No ha habido paz para los libres pensadores.

Rubén será celebrado en grande en el exilio. Argentina prepara celebraciones darianas para 2016, lo mismo sucederá en España, Chile, y Estados Unidos. Y en su patria celebraciones a media. ¡Qué paradoja!

Pero más vergonzoso es que algunos “intelectuales” están vendiendo su pluma para ensalzar y loar a personajes que dirigieron la represión y el encarcelamiento de opositores durante la década de los *80s.

Mis votos para que el Centenario Mundial Dariano 2016, del Movimiento Mundial Dariano, MMD, sea todo un éxito.

Y la gloria del bardo Rei, sea la flama eterna, la Estrella de Belén que guie a los nicaragüenses del exilio y a  los hermanos  que en la tierra natal del Momotombo, El Xolotlán que cobijados por  el azul intenso de encendidos oros; sufren la injusticia, el desamparo, la marginación y la pobreza.

Tampa, Florida, Julio 2015.

 

__________________________________________________

AMIGOS ÍNTIMOS

Martes, 23 de Junio de 2015

Las misteriosas cartas de Delmira Agustini a Rubén Darío

Amigos intimos 

Por: Lic. José Antonio Luna

“Píldoras darianas”

Es un enigma  hasta qué grado de intimidad llegó el intercambio epistolar-intenso- entre la poetisa Uruguaya, Delmira Agustini (Montevideo,1886-Montevideo 1914) y el poeta nicaragüense Rubén Darío (Metapa 1867, León 1916), padre del Modernismo, a quien la poetisa admiraba profundamente.

El intercambio epistolar entre Agustini y Darío ocurrió en un corto tiempo-no más de año y medio-pero sello para la historia esa relación devocional por parte de Agustini y paternal quizás por parte del bardo nicaragüense.

Es tan impactante el contenido de las misivas de Agustini hacia Darío que en un ensayo dedicado a la correspondencia entre los poetas, Guillermo Aguirre Martínez de la Universidad Complutense sostiene que: “El carácter trágico, anticipatorio e intensamente poético del epistolario entre Darío y Agustini se erige en testimonio relevante en el conjunto de la obra de ambos poetas”.

¿Cuantas cartas escribió Agustini a Rubén Darío? No se sabe. Algunos sobrevivieron, otras no. Tampoco se sabe exactamente cuántas respondió Darío a la poetisa.

Cabe explicar que la poesía de Delmira Agustini es innovadora. La proyección  de su poesía es erótica, con imágenes de honda belleza y originalidad. “El mundo de sus poemas es sombrío y atormentado, con versos de una musicalidad excepcional. Su lirismo llega a profundidades metafísicas que contrastan con su juventud”.

¿Como se conocieron? hay diversas fechas y circunstancias, lo seguro es que fue en julio de 1912, meses antes que Agustini contrajera nupcias con su novio y que Rubén partiera definitivamente de Buenos Aires hacia Norteamérica.

Estas son las dos versiones de como Delmira y Rubén se conocieron:

“El 28 de junio de 1912, Rubén Darío llegó a Montevideo, donde estuvo casi un mes. El sábado 13 de julio siguiente, a las cinco de la mañana, fue a visitar a Delmira. Hubo que levantarse, olvidar el frío, vestirse y atenderlo: ¡era Rubén Darío!

Ese fue un día de fiesta para Delmira: “si Darío es para el mundo el rey de los poetas, para mí es Dios en el Arte”.

En julio de 1912, el poeta nicaragüense Rubén Darío realizó su primera visita a Montevideo con motivo de la celebración de un homenaje a Julio Herrera Reissig, fallecido dos años atrás.

Una conmovedora carta de Agustini:

“Perdón si le molesto una vez más. Hoy he logrado un momento de calma en mi eterna exaltación dolorosa. Y éstas son mis horas más tristes. En ellas llego a la conciencia de mi inconciencia. Y no sé si su neurastenia ha alcanzado nunca el grado de la mía. Yo no sé si usted ha mirado alguna vez la locura cara a cara y ha luchado con ella en la soledad angustiosa de un espíritu hermético. No hay, no puede haber sensación más horrible. Y el ansia, el ansia inmensa de pedir socorro contra todo – a otro espíritu mártir del mismo martirio. Acaso su voluntad, más fuerte necesariamente que la mía, no le dejará comprender jamás el sufrimiento de mi debilidad en lucha con tanto horror. Y en tal caso, si viviera usted cien años, la vida debía resultarle corta para reír de mí – si es que Darío puede reír de nadie -. Pero si por alguna afinidad mórbida llega usted a percibir mi espíritu, mi verdadero espíritu, en el torbellino de mi locura, me tendrá usted la más profunda, la más afectuosa compasión que pueda sentir jamás.
Piense usted que ni aun me queda la esperanza que la muerte, porque la imagino llena de horribles vidas. Y el derecho del sueño se me ha negado casi desde el nacimiento. Y la primera vez que desborda mi locura es ante usted. ¿Por qué? Nadie debió resultar más imponente a mi timidez. ¿Cómo hacerle creer en ella a usted, que solo conoce la valentía de mi inconsciencia? Tal vez porque le reconocí más esencia divina que a todos los humanos tratados hasta ahora. Y por lo tanto, más indulgencia. A veces me asusta mi osadía: y a veces, ¿a qué negarlo?, me reprocho el desastre de mi orgullo. Me parece una bella estatua despedazada a sus pies. Sé que tal homenaje nada vale para usted, pero yo no puedo hacerlo más grande.

A mediados de octubre, pienso internar mi neurosis en un sanatorio, de donde, bien o mal, saldré en noviembre o diciembre para casarme. He resuelto arrojarme al abismo medroso del casamiento. No sé: tal vez en el fondo me espera la felicidad. ¡La vida es tan rara! ¿Quiere usted dejar caer en un alma que acaso se aleja para siempre, una sola palabra paternal?

¿Quiere usted escribirme una vez más, aunque sea la última, para decirme solamente que no me desprecia? D.”

Una carta y un pórtico de Rubén Darío para el poemario “Los Cálices Vacíos”

“Buenos Aires, 9 de agosto. Tranquilidad.

Tranquilidad. Recordad el principio de Marco Aurelio: ‘Ante todo ninguna perturbación en ti’. Creer sobre todo en una cosa: el Destino.

La voluntad misma no está sino sujeta al Destino. Vivir, vivir sobre todo. Y tener la obligación de la alegría del gozo bueno. Si el genio es una montaña de dolor sobre el hombre, el don genial tiene que ser en la mujer una túnica ardiente. Pero hay una gracia que salva y ella viene a los señalados. Los Cantos de la mañana son muy bellos. Pero si es posible aún, más sinceridad, más malgré totu. “El Confesor”.

“De todas las mujeres que hoy escriben en verso, ninguna ha impresionado mi ánimo como Delmira Agustini, por su alma sin velos y su corazón de flor. A veces rosa por lo sonrosado, a veces lirio por lo blanco. Y es la primera vez que en lengua castellana aparece un alma femenina en el orgullo de su inocencia y de su amor, a no ser Santa Teresa en su exaltación divina. Si esta niña bella continúa en la lírica revelación de su espíritu como hasta ahora, va a asombrar a nuestro mundo de habla española. Sinceridad, encanto, fantasía, de ahí las cualidades de esta deliciosa musa. Cambiando la frase de Shakespeare, podría decirse that is a woman, pues por ser muy mujer dice cosas exquisitas que nunca se han dicho. Sean con ella la gloria, el amor y la felicidad”.

El lunes 6 de julio de 1914, Delmira Agustini fue muerta por dos balazos en la cabeza por su ex esposo, Enrique Job Reyes, que se suicidó enseguida, en la pieza que él alquilaba en la calle Andes 1206, en casa de la familia González Mariño.

Las crónicas de los diarios catalogaron al crimen como pasional, sin romanticismo, ni misterio. Delmira tenía veintisiete años y Reyes veintinueve.

Rubén Darío, murió año y medio después, el 6 de febrero de 1916, en León, Nicaragua.

Tampa, Florida, Junio 2015.

 

 

__________________________________________________

RUBÉN DARÍO

Miércoles, 10 de Junio de 2015

Darío quería ser corresponsal de guerra

•    Rubén Darío murió sin cumplir su deseo de ser corresponsal de guerra
•    “Si Francia se hunde, nos hundimos nosotros también” le escribió Darío a su amigo Gómez Carrillo

RDario

 

Por: José Antonio Luna

“Píldoras Darianas”
Breves notas sobre la vida y obra de Rubén Darío en conmemoración del primer centenario de su muerte. Centenario Mundial Dariano 2016.

Entre los planes inconclusos del padre del Modernismo Rubén Darío, está el no haber cumplido su deseo de convertirse en corresponsal de guerra de La Nación de Argentina, en Europa.

En Junio de 1915, más o menos 7 meses antes de morir, Rubén Darío le escribió a su amigo el escritor Guatemalteco Enrique Gómez Carillo una carta visionaria donde expresa su deseo de incorporarse como corresponsal de guerra a las fuerzas aliadas que se enfrentaban al ejercito de la triple alianza que encabezaba Alemania;  advirtiendo que “si Francia se hunde, nos hundimos nosotros también” refiriéndose a los países Americanos.

La carta fechada en Guatemala se la envió Rubén Darío convaleciente- de la “pulmonía doble” que había cogido en New York- a su amigo quien estaba en Francia cubriendo los sucesos bélicos, como corresponsal de guerra, labor que  hacían también José Enrique Rodo. La primera guerra o Gran guerra había comenzado en 1914, situación que había forzado al poeta a viajar a América en una cruzada pacifista que lo llevó a New York donde leyó su famoso poema Pax.

En esta transcendental misiva, porque expresa la determinación de apoyar la causa aliada, Rubén vislumbra lo que será el famoso Tercer Reich que incendiaría Europa y otras partes del mundo en: La segunda guerra mundial.  

Fragmentos de la extensa carta que le envió Rubén a Gómez Carrillo, fueron publicados póstumamente por este en julio de 1916 en un artículo en La Nación de Buenos Aires que título acertadamente: “La última lección del poeta”.

Rubén presiente su muerte, porque habla de dirigirse de Guatemala a Nicaragua “en busca del cementerio de mi pueblo natal”.

Ruben Dario le expresa a su amigo  Gómez Carrillo su agradecimiento por la ayuda que le brindó en su estadía y su recuperación de la salud, Manuel  Estrada Cabrera quien entonces era el presidente de Guatemala.

En otra parte de la carta, conmovedora diría, porque Rubén expresa con vehemencia su preocupación por el futuro de América le dice a su devoto amigo: “Yo quería como usted unirme a la falange de los que como usted, como Rodó, como García Calderón. Trabajan por hacer comprender a nuestra gente –los americanos- que si Francia se hunde nos hundimos nosotros también, y que si queremos ser libres, debemos ante todo desear el triunfo de los aliados. Dígaselo usted a N…que me parece algo tibio. Hay que amar a Francia como nuestra madre, amen”.

El 6 de febrero de 1916 ante la sorpresa del mundo literario fallecía en León, Nicaragua, el padre del modernismo Rubén Darío, sin cumplir su sueño de ir a Francia como corresponsal de guerra.

Tampa, Florida, Mayo 2015.

 

 

 

__________________________________________________

Lunes, 18 de Mayo de 2015

El famoso traje diplomático de Darío

EL UNIFORME DIPLOMATICO DE DARIO Y LA ENVIDIA DE CRISANTO MEDINA

Ruben Dario Uniforme

 

Por: Héctor Darío Pastora
Presidente Movimiento Mundial Dariano

La foto donde Darío luce su uniforme diplomático es una de las más conocidas, la que corresponde a la presentación de sus cartas credenciales como Embajador de Nicaragua ante la Corte de Alfonso XIII en Madrid, España con fecha 2 de Junio de 1908. *****

Oportuno es destacar ese memorable  acontecimiento, en el marco de la jornada del primer centenario de la muerte del Bardo (1916-2016),  con la siguiente anécdota: Darío había logrado que el Presidente  José Santos Zelaya, le nombrara Embajador en España el 22 de Diciembre de 1907, en su apoteósica estadía en su Nicaragua natal.

A su regreso en Abril de 1908 vía Panamá, Nueva York  pasó por Paris, y además de sus diligencias  oficiales y familiares, dio hacer su frac clásico en la sastrería Vancoppenolle, radicada en el No. 201, de la Rue Saint Nonoree. El frac no estuvo a tiempo y ante esa situación le solicitó a Don Crisanto Medina, su  superior inmediato, representante ante varios países de Europa, le solucionara con el envío de un traje o bien le adelantara un dinero, ni lo uno ni lo otro hizo Medina.

Al aproximarse la fecha de su presentación protocolaria viaja a Madrid con la esperanza de recibir noticias de su traje, las que no llegaron.  Ante tan urgente situación visitó al  Dr. Juan Evangelista Menrique, Ministro Plenipotenciario de Colombia, quien le prestó el uniforme diplomático para que se presentara dignamente ante la Corte y el Rey Alfonso XII el 2 de Junio de 1908. Días después el Poeta le devolvió el traje y el Dr. Menrique se lo obsequió, con frases elogiosas y fraternales, pues Darío había sido Cónsul de Colombia en Argentina (1893-1895).

La conducta de Medina no era nada nuevo para Darío, desde  el  nombramiento de Darío como Cónsul en Paris en 1903, se erigió según José María Vargas Vila, en el “verdugo de Darío”, la sombra y fama de Darío, no la soportaba, la que se acrecentó más con el nombramiento de Darío como Embajador ante la Corte de España. En su autobiografía  el Bardo en el capitulo LVIII, explica ampliamente el porqué de esa mezquindad, de ese odio que se origina  en “antiguo drama de familia.”  

Un capítulo digno de revivirse es el nombramiento diplomático que el Presidente José Santos Zelaya hizo al escritor José María Vargas Vila, como cónsul de Nicaragua en Madrid (1904-1905) y como miembro de la comisión del litigio de Nicaragua con Honduras, de la que formó parte Rubén Darío, entonces cónsul en Paris y donde  Crisanto era el Presidente de la Comisión. Medina  marginó al Poeta de tan importante comisión limítrofe, motivado por los “celos subterráneos” que  tenía a Darío: esa actitud  fue negativa para Nicaragua, ya que el prestigio del Poeta  ante la corte de España, la política y la intelectualidad era toda una referencia  ante el  laudo del Rey Alfonso XIII, el que fue favorable para Honduras y fatal para los intereses de Nicaragua, sentencia ratificada por la Corte Internacional de la Haya en 1960.  

Crisanto Medina era uno de los ministros “pigmeos” de aquella época. A pesar del proceder de Medina, Darío mantuvo con decoro y dignidad la representación de Nicaragua, sacrificando sus  recursos provenientes de la corresponsalía de “La Nación” de Buenos Aires y las publicaciones de sus libros, las que tuvo muchas veces que mal vender, incluyendo  su piano personal, ya que los sueldos no llegaron. “La suma de sueldos no cancelados de su ministerio diplomático, ascienden a 50.000 pesetas, de los cuales 10.000 comprenden lo sueldos no pagados en los últimos meses de la administración Zelaya”.

Además en Paris, Francia Medina le embargó parte de los sueldos como Cónsul de Nicaragua por petición de Rosario Murillo. Los reclamos de la deuda de los sueldos no pagados, los hizo el Poeta en Nueva York  (1914-1915) y en su gravedad de muerte en León de Nicaragua, en 1916. Aún está pendiente la deuda monetaria del Estado de Nicaragua. Una de las formas de pago seria adquirir la casa donde murió el Poeta, propiedad ahora privada en el Barrio San Juan de León y convertirla en un Centro Cultural, Museo de Cera etc. en ocasión del primer centenario de su muerte, clamor reiterado del Movimiento Mundial Dariano y publicado en los medios de prensa de Nicaragua y de otros países. Es necesario conocer la vida y obra del Panida, nuestra única guía y bandera, y que es, el gran desconocido del pueblo que anda a pié. La alfabetización dariana un imperativo.

Y respecto al  traje diplomático, lo aguardó  Doña Paca Sánchez, ( así como guardó el baúl azul en Navalsauz, Ávila con los miles de documentos inéditos del Panida, que hicieron posiblemente la fundación del Museo-Archivo Rubén Darío de Madrid, España en 1956, hoy en la Universidad Complutense)  En visita que Doña Paca hiciera  a León en 1923, donó a la Alcaldía el uniforme, después pasó a la Universidad en 1964 y finalmente fue donado al Museo Archivo Rubén Darío de León, donde actualmente se encuentra.  Darío dedicó una de sus obras al Rey Alfonso Alfonso XIII, (Madrid España, 1909, Biblioteca Ateneo).                       

Nota:  Otras de las mezquindades sufridas por Rubén Darío  fue las de Luis Felipe Corea, Presidente de la delegación ante la tercera Conferencia Panamericana en Rio de Janeiro, Brasil- Julio de 1906, donde Darío era  Secretario. “Más tarde, recordando este viaje, dirá a sus amigos: “ESA CONFERENCIA EN QUE LOS SECRETARIOS ERAMOS LOS GIGANTES, Y LOS MINISTROS “PIGMEOS”. www.movimientomundialdariano.com

Ensayo en preparación: “LOS PRESIDENTES EN LA VIDA Y OBRA DE RUBEN DARIO”  WWW.MOVIMIENTOMUNDIALDARIANO.COM

 

 

__________________________________________________

RUBÉN BÍBLICO

Martes, 05 de Mayo de 2015

LA VOZ DE LA BIBLIA EN RUBÉN DARÍO

La voz de la Biblia no es en Rubén Darío solo
apropiada para hablar en versos a Teodoro Roosevelt.
Concha Meléndez

Dario 

Por: José Antonio Luna
Periodista, ensayista y poeta USA-Nicaragüense (Managua, Nicaragua, 1950-). Comité Literario del Centenario Mundial Dariano 2016, del Movimiento Mundial Dariano, MMD,  de Miami, USA.

Primera parte

Entre los ensayos temáticos clásicos acerca de Rubén Darío destaca: La voz de la biblia en Rubén Darío de la poetisa, ensayista, catedrática, dariista y crítica literaria puertorriqueña Concha Meléndez (Caguas, 25 de Enero 1895- San Juan, 26 de junio 1983) prolífera escritora graduada de la Universidad de Columbia de New York, con doctorado de la Universidad Nacional Autónoma, UNAM, de México.

La doctora Concha Meléndez, tenía 21 años cuando murió Rubén Darío (Metapa, 18 de enero 1867- León, 6 de febrero 1916) en León, Nicaragua. Aunque no hay detalles concretos es posible que Concha haya conocido de primera mano detalles de la estadía  del poeta a New York y de la visita de éste  a la Universidad de Columbia.

En 1995 para conmemorar el centenario del nacimiento de Concha, la Universidad de Puerto Rico publicó una antología titulada: Concha Meléndez, y cartas de sus amigos donde se destacan sus ensayos sobre escritores: Rubén Darío, Amado Nervo, Cesar Vallejo, Andrés Bello, Pablo Neruda, Juan Bosch, Gabriela Mistral, Jorge Mañach, Alfonso Reyes, etc.

Con: Mistral, Reyes, Bosch, Neruda, Federico de Onís y otros renombrados intelectuales tuvo relación personal y epistolar la destacada escritora; primer mujer incorporada a la Academia de la Lengua de su país  y creadora de la cátedra de Estudios hispanoamericanos de la Universidad de Puerto Rico.

En su extenso y minucioso ensayo Concha Meléndez desde el comienzo establece su tesis de que Rubén Darío, como lo revela este en su autobiografía, fue un lector dedicado y asiduo de la biblia. “No caminó en el mundo de la Biblia con el deslumbramiento transitorio de sus otros mundos: la Grecia de los griegos que amó menos que la de Francia, la tierra que llamó solares o el mundo de sus imaginarios “a un vago oriente por entrevistos barcos” preciosista y artificial. Su mundo bíblico fue más seguro y prometedor. No salió nunca de él como del encantado mundo de Prosas Profanas, porque buscó hasta el fin su luz en los profetas y salmistas, en las alegorías y las parábolas y, sobre todo, en Aquél que es Gloria y revelación en el inmenso relato y a El confió su más alta esperanza”.

Esa verdad sobre la preferencia casi obsesiva de Rubén por la Biblia la reitera Concha Meléndez citando a Oswaldo Brasil quién fue compañero de jornada del poeta: Era casi su libro único y su lectura constante en muchos años. En todos los países donde llegaba adquiría un ejemplar de la Biblia. Exigía que fuera con el texto en latín con la traducción española al frente. Él no hablaba ni leía latín pero lo entendía y poco y le gustaba citar en latín en sus escritos (Osvaldo Brasil, Biografía de Rubén Darío y sus amigos Dominicanos, Colombia, ediciones Espiral, 1948.)

Agrega Meléndez: “tan ilimitada es la penetración bíblica en la poesía y la prosa de Rubén Darío, como parecía sin término la pampa de Sarmiento”.

Leyendo las Confesiones de Thomas De Quincey, cita Concha Meléndez; que por asociación el poeta encuentra inspiradoras las palabras hebreo e israelita.

“Las palabras hebreo e israelita, dice, despiertan en él opio del ensueño para mí, distintas evocaciones de seres y sucesos lejanos, animado cada cuadro por su especial poesía”

“Hebreo…Vastos éxodos. Moisés con sus dos grandes cuernos luminosos; el viaje de un pueblo hacia una tierra mejor perseguidos por los carros del faraón”.

“Israelita…Desde luego no sé por qué, se me encarna Israel en una de aquellas vírgenes, que, envueltas en largos mantos, iban con el cántaro al pozo. A los lejos una perspectiva de palmeras o un paso de dromedarios. Sara, Raquel o Lía, se presentan con sus finos perfiles. Son seres que asumió mi infancia en las láminas de las Biblias; mujeres blancas y bellas cerca de los patriarcas barbudos y solemnes”. (Rubén Darío, Sobre Israel, Escritos Inéditos recogidos en periódicos de Buenos Aires y anotados por E. K. Mapes-1938)

Advierte Concha Meléndez que aunque en la obra de Rubén Darío existe una gran cantidad de citas bíblicas o relacionadas con la misma, “limitaré mis comentarios a aspectos más valiosos desde el punto de vista de la creación en verso y en prosa”.

Dice Meléndez que hay tres profetas más mencionados por Darío en su obra.  Los “profetas evocados con más intensidad son Isaías, Jeremías y Ezequiel”.

En el poema La Cartuja, Darío se refiere al libro Lamentaciones del profeta Jeremías:

“La Soledad que amaba Jeremías

El misterioso profesor del llanto”.

Comenta Concha Meléndez: “Jeremías previó el desastre de la destrucción de Jerusalén por Babilonia, por el Nabucodonosor que Darío compara con Alejandro y Teodoro Roosevelt”.

Refiriéndose al otro profeta evocado por Darío en sus poemas y prosa, dice Meléndez: Ezequiel, el primer gran visionario en la Biblia, clarividente, con extraordinarios poderes psíquicos, atrajo a Darío por su interés en el mundo de los sueños, título con que apareció uno de los libros póstumos del poeta. En un poema: El salmo de la pluma dedicado a España, Madre Patria que intento componer sin terminarlo, en tantas parte como letras tiene el alfabeto hebreo, aparece Ezequiel.

“Llena de profecía, desciende a las entrañas
del pálido Ezequiel,
quien con la faz sañuda la visión invoca,
y siente que el volumen que traga en su boca
dulce como miel.”

Concha Meléndez visionando la importancia de la influencia del padre del modernismo y precursor del cosmopolitismo en las letras hispanoamericanas se remite  a los primeros intelectuales estudiosos de la espiritualidad y religiosidad dariana: “Arturo Marasso ( La Rioja, 1890-Buenos Aires 1970), el único hasta donde he leído, que ha estudiado algunas de las influencias bíblicas en la  creación poética de Darío, señaló las expresiones sugeridas por el profeta en el poema Israel, al cual volverá al entrar en el mundo del Nuevo Testamento sobre el tema de Jesucristo”.
Marasso es el profesor Argentino de literatura griega y española, que el novelista Julio Cortázar recordaba como su mentor que descubrió su vocación de escritor y le prestaba libros de Homero y Sófocles para que leyera.
Concha Meléndez la prolífera dariista puertorriqueña, en su ensayo nos descubre una de los personajes pocos mencionados por otros estudiosos de Darío: David “el rey poeta” que para Darío “es mucho más que dador de tonos o iluminador de versos dentro de poemas; es motivo para la creación de poesía y ficciones en prosa”
En El Canto Errante, en la sección titulada: Ensueño hay un poema, dice Meléndez: “No es un ensueño ni una visión: es en verdad un sueño reproducido tal como el poeta lo soñó”. Sabido es la atención que Darío puso en las experiencias de lo que llamó “la segunda vida” después de haber leído el libro de Saintine sobre los sueños que lleva ese título.
La estrofa final del poema Hondas revela a Darío hondero del arte:

No torno mi piedra al mundo.
Pero sin vacilar vino a mí el ave
querubín.
partió herida-dijo- el alma
de Goliat, y vengo a ti
¡Soy el alma luminosa
de David!
Medita Meléndez: No hay vacilación en el ave querubín para volar hacia el poeta. La revelación expresa un deseo de Rubén animador de uno de sus temas frecuentes: la fuerza y el poder del brutal-Goliat-vencida por el espíritu, que en sentido bíblico fue la actividad que venció en David. Pero la alegoría tiene nuevo significado. Quien hiere el alma de Goliat es el que sueña: el alma de David, libre de persecución para siempre, acompañará al poeta y hay música de arpa y entonación de salmos junto a él.
Otro texto de Rubén sobre el rey poeta hebreo es “el cuento alegórico: El árbol del rey David donde reconstruye un día de la vejez de ese personaje bíblico que es tan conocido como Jesucristo, el rey poeta junto a la sulamita adolescente de Abisag.
Reitera Meléndez esa obsesiva predilección que desde la niñez impregnó al poeta Rubén Darío de los misteriosos y a veces enigmáticos mensajes de la biblia. Dice: todos los personajes importante del Antiguo Testamento desde Abraham a Salomón aparecen en algún verso o en una mención de la prosa dariana. Entre ellos ocupan mayor espacio Moisés, Job y Salomón.
Moisés atrae al Rubén adolescente. Abre la discusión  sobre el dogma y  la ciencia del soneto: ¿Quién vencerá?
También es Moisés el primer personaje bíblico a quien dedica un poema entero: La ley escrita. En el Sinaí vestido del relámpago, sin temor al trueno que retumba,
Sale un hombre sereno
que avanza y sube por las rocas duras.

Dice Meléndez: Estos dos versos son los mejores del poema, pero todo él nos da la impresión honda de Rubén ante los mandamientos mosaicos, glosados brevemente aquí.
Job fue para el poeta algo más afín a su alma. El dolor de Job, sus lamentaciones, las hizo el poeta suyas en momentos de amargura de desolación. Es curioso que Job encabece el grupo que recibe a Víctor Hugo más allá de la muerte (poema: Víctor Hugo y la tumba)
Job, Esquilo, Homero, Tácito, Juan Pablo, Juvenal, Alighieri, Cervantes, Rebeláis. Sobre todos ellos Jesús.
Las huellas de Job puede encontrarse en el soneto: Melancolía donde el poeta se describe en un mundo amargo, con tinieblas en sus veredas y “titubeos de aliento y agonía”. El “nada cierto sabemos” de Job, es la congoja dominante en el poema Lo Fatal agravada por “ser sin rumbo cierto”, “ser y no saber”.

Aunque no le dedica mucho análisis, Meléndez, deja constancia de la presencia de las mujeres bíblicas en la obra dariana, especialmente la poesía. “Las mujeres del Antiguo Testamento Ruth, Ester, Dalila con excepción de Abisag, la sulamita, pasan como dibujos rápidos. En el poema Heraldos, Ruth es anunciada por un paje con un lirio. El lirio aquí es el símbolo de la bondad y dación de Ruth en el otoño de Booz. Ester se nombra en el Lay a la manera de Johan Torres en la purificación con perfumes durante seis meses con que se preparaban las vírgenes destinadas al rey persa. Dalila se asocial siempre a Sansón como cifra de engaño femenino”.
A la reina-negra-Saba, personaje bíblico, que es objeto ahora de minuciosas investigaciones porque existe la posibilidad de que haya sido una reina Etíope; eslabón perdido entre los faraones egipcios.
La doctora Meléndez cita Divagación poema de Prosas Profanas.

El SABIO SALOMON

Dice Meléndez que aunque la biblia no cuenta a la reina Saba entre las mujeres amantes de Salomón en el relato de su visita, sabemos que el rey le dio todo lo que ella pidió, además de lo que Salomón le diera. Y ella “se fue a su tierra con sus criados” (1 de Reyes. 13).
Darío uso poéticamente la leyenda de un episodio de amor entre el rey hermoso y la intrépida reina, que hizo un viaje de mil doscientas  millas desde Arabia para poner a prueba la sabiduría y opulencia de Salomón. En la última estrofa de Divagación exclama el poeta nicaragüense.

Se mi reina de Saba, mi Tesoro;
descansa en mis palacios solitarios.
Duerme. Yo encenderé tus incensarios
y junto a mi unicornio cuerno de oro
tendrán rosas y miel tus dromedarios.
La ve el poeta atravesando el desierto en la caravana de camellos de su visión ante la página blanca seguida del camello que lleva,
el cofre de ensueños, de perlas y oro
que conduce la reina Saba

Que Rubén aceptó la leyenda de amor entre el rey sabio y su visitante fastuosa, lo evidencian los versos de la poesía de La negra Dominga.
fuego tiene que Venus alaba
y envidiará la reina de Saba
para el lecho del rey Salomón
Una de las interpretaciones más interesantes sobre Salomón y la predilección de Darío por este mítico rey Bíblico, lo devela Concha Meléndez en su análisis sobre el cuento: El Salomón Negro. “Aprovecha con arte aquí El libro de los hechos de Salomón citado en la Biblia en el capítulo décimo del libro primero de Reyes. El Salomón de éste cuento tiene la sabiduría y esplendor tradicional con que aparece en la Biblia pero añade detalles tomados de la invención en la leyenda, como el anillo mágico y el poder de sus ensalmos. El tema es una de las tentaciones del rey, la mayor de todas, la negación de la existencia de Dios”.
El Salomón negro es la antítesis del blanco, amador de la verdad, mientras el otro “reina en la mentira” niega la pureza en que según el rey viven los animales del Señor, desmintiendo la creencia que cada uno declara. “Salomón en su Gloria nada puede contra mí”, termina el príncipe de la sombra.
La solución del cuento es inesperada. El Salomón negro dice llamarse también Federico Nietzsche. En su confusión el Salomón blanco se vuelve a Dios para sanar su desconcierto con la contemplación de la Verdad. El narrador deja que uno de los fabulosos pájaros que ama, aclare el sentido del cuento, el pájaro Simorg, que vuela desde las montañas de Kaf en su menester de predicador inmortal. Simorg habla en estilo bíblico:

Salomón, Salomón, has sido tentado. Consuélate.
regocíjate.
¡Tu esperanza está en David!
(El Salomón negro, Cuentos completes, Edición de Ernesto Mejía Sánchez, México, Fondo de cultura económico, 1952)

EL CANTAR DE LOS CANTARES

“Rubén leía la Biblia como artista, sin preocupaciones eruditas, como lectura dadora de sabiduría y belleza”, dice Meléndez en la introducción a la predilección de Darío por este libro del antiguo testamento. Y cita esta anécdota del profesor Edelberto Torres autor de “La vida dramática de Rubén Darío”, una de las mejores biografías del poeta.
“En una epidemia de viruelas, estando convaleciendo del terrible mal Darío en la población de Santa Tecla en San Salvador, las mujeres que lo cuidaban le proporcionaron una Biblia que les pidió. Volvió a leer El Cantar de los Cantares y escribió un soneto que es uno de los mejores escritos en su adolescencia”.

Aroma puro de ámbar delicado,
miel sabrosa que liban las abejas,
lo blanco del vellón de las ovejas
lo fresco de las flores del ganado.
(El cantar de los Cantares, Poema de adolescencia)

ECLESIASTES
En el libro” Poema del Otoño y otros poemas Rubén Darío cita al libro bíblico Eclesiastés de Salomón que  aparecerá reiteradamente en su poesía en su corta vida.
“El Eclesiastés penetra con intensidad en el primer poema de este libro, reapareciendo en otros como nota recurrente. Si el poema se compuso, como es probable, en 1909, el otoño para Darío empezó a los treinta y nueve años. El carpe diem de Horacio en él se vuelve prisa melancólica. No hay consistencia de pensamiento y orden lógico en El Eclesiastés. La nota dominante es la vanidad de todo, lo que el poeta del canto del otoño resume así:

¡Sí lo terreno acaba, en suma,
cielo o infierno
y nuestras vidas son la espuma
de un mar eterno!
(Dedicatoria, Poema del otoño, Obras completas (Madrid, M.Aguilar, 1932)

En el poema Gaita galáica Rubén Darío reproduce con algunas variantes literalmente versículos del capítulo tercero de El Eclesiastés.
Ya nos dijo el Eclesiastés:

tiempo hay de todo: tiempo de amar,
tiempo de ganar, tiempo de perder,
tiempo de plantar, tiempo de coger,
tiempo de llorar, tiempo de reír,
tiempo de rasgar, tiempo de coser,
tiempo de nacer, tiempo de morir.

“El título Poema del otoño se aviene al contenido del libro con más rigor que el de los anteriores. Sigue resonando en tema estructural de todo él en la música de El clavicordio de la abuela que había adelantado en 1892 en las dos últimas estrofas, a la predica de El Eclesiastés “al pobre viajador”, explica Meléndez.

Tampa, Florida, Abril 2015.


(1)Concha Meléndez, “La voz de la biblia en  Rubén Darío”, Poetas hispanoamericanos diversos, 1971  (pag-121-145.) Ensayo.

 

___________________________________________________

RUBÉN DARÍO, INMORTAL

Miércoles, 30 de Marzo de 2011

CATEDRA DARIANA DEL MES DE FEBRERO

hctor_daro_granada.jpg

 

  MOVIMIENTO MUNDIAL DARIANO
Miami. Florida U.S.A.

Prof. Héctor Darío Pastora
Febrero es el mes del tránsito a la inmortalidad del Poeta universal Rubén Darío, acaecido el 6 de Febrero de 1916, en León de Nicaragua a los 49 años de edad y 20 días. Sus exequias duraron ocho días y la apoteosis de sus honras fúnebres contaron con delegaciones de toda América y  Europa. Sepultado en la colonial catedral de León como Príncipe de la Iglesia, con honores de Estado el domingo 13 de Febrero a los acordes de la Marcha  Triunfal, compuesta por el maestro Luis A. Delgadillo . “No hay ejemplo en la historia de Nicaragua, de una procesión tan soberbia, imponente, suntuosa, como la que se verifico en el enterramiento de Rubén Darío”.

En este 2011 se conmemora en el mundo literario el 95 aniversario de su muerte y la vigencia de su creación poética, como Padre del modernismo literario hispanoamericano a través de sus libros fundamentales: Azul su obra primigenia, publicada en Chile; Prosas Profanas, Argentina y Cantos de Vida y Esperanza en España. Su fecunda producción de prosa literaria, periodismo y sus ejecutorias cívicas y diplomáticas repercuten  en el alma de América e inspiran el acontecer histórico de su  Nicaragua natal y de las instituciones culturales como el Movimiento Mundial Dariano, que preparan las solemnidades del primer centenario de la muerte del  Bardo, que se cumplirán en el 2016.  Y en homenaje a la inmortalidad y vigencia de Darío como Poeta clásico, destacamos pensamientos consagratorios a su legado. Jorge Luis Borges: “Todo lo renovó la materia, el vocabulario, la métrica.

Su labor no ha cesado y no cesara”   Mario Vargas Llosa: “Con Rubén Darío la poesía en España y América Latina empezó a ser moderna” Pablo Neruda: “ Surgió del idioma volando ráfagas de oro.” Octavio Paz: “Darío está presente en el espíritu de los poetas contemporáneos. Es el fundador.” Al invocar y exaltar la obra de Rubén Darío estamos celebrando la fiesta de su inmortalidad. “ La muerte es la victoria de la progenie humana” R..D.